Activista presenta denuncia contra la Policía Municipal de Antigua

Betty López Estrada buscó al joven que perdió su venta de algodones para brindarle apoyo legal. (Foto: Soy B2 Antigua)

Betty López Estrada buscó al joven que perdió su venta de algodones para brindarle apoyo legal. (Foto: Soy B2 Antigua)

Betty López Estrada, activista de Derechos Humanos, dio a conocer que presentó una denuncia contra la Policía Municipal de Antigua Guatemala, ante la Procuraduría de los Derechos Humanos (PDH), por el maltrato hacia un joven vendedor de algodones de azúcar. 

López Estrada dio a conocer su postura en un video publicado por el sitio Soy B2 Antigua, en el que explica que se indignó por el actuar de los agentes municipales, quienes además ocasionaron lesiones al vendedor el fin de semana pasado. 

“Tanto el joven Miguel como yo hicimos la denuncia ante la PDH por el abuso de autoridad que cometió la Policía Municipal. En el video no se ve cuando el joven fue golpeado, pero tiene el brazo y el costado derecho lastimados”, indica López Estrada

La activista agrega que los operativos de este tipo son selectivos y eligen a las personas más vulnerables. 

“En la calle están los cuida-carros a sus anchas. No se puede parquear uno en cualquier lugar porque hay que pagar y por qué no van contra ellos que están prestando un servicio que está prohibido por el reglamento”, destaca. 

López Estrada manifiesta que el vendedor ofrecía un producto artesanal que está estipulado dentro del reglamento municipal, el cual prohíbe el uso de la vía pública para la exhibición, alquiler, venta y comercialización de bienes y servicios en el municipio de Antigua Guatemala en su artículo 5, salvo las excepciones: 

La denunciante agrega que el domingo salió en busca del muchacho agredido para que la dejara ofrecer su venta por las calles de Antigua. Cuando estaba en el parque, se le acercaron policías municipales, pero no actuaron de la misma manera que lo hicieron un día anterior luego de que ella les explicara que no estaba infringiendo la ley.  

“Me parece que sí es selectiva la forma de confiscar y de tratar a la gente. Para hacer cumplir el reglamento no tienen que abusar de su autoridad, no tienen que golpear a nadie. Es un muchachito de 17 años, delgadito, no tienen por qué tratarlo así”, puntualiza. 

 

26 de septiembre de 2017, 10:09

cerrar