Ancianos que se aman tuvieron que separarse tras 62 años de relación

La historia de Wolf Gottschalk, de 83 años, y su esposa, Anita, de 81, se remonta a 1954, cuando se conocieron y se casaron, pero lastimosamente cuenta con un terrible episodio el cual se espera no sea el final.

Tras 62 años de relación, la pareja de la tercera edad se encuentra en un estado delicado de salud y necesitan asistencia médica permanente, por lo que sus hijos decidieron mudarlos a un hogar geriátrico, pero esto desató un grave problema, pues ninguno de los asilos de la zona tiene espacio para recibir a dos personas, por lo que ellos tuvieron que tomar la difícil decisión de separarse.

  • ADEMÁS...

Ellos son originarios de Düsseldorf, Alemania, pero luego de casarse decidieron vivir en British Columbia, Canadá, donde tuvieron tres hijos, un niño y dos niñas.

Sus hijos, preocupados, han pedido ayuda para ellos en Facebook y es así como desde hace tiempo algunos voluntarios llevan a Anita a visitar a su querido Wolf todos los días, sin falta, al otro hogar que queda a 30 minutos de distancia.

  • TAMBIÉN...

Mientras tanto, las autoridades han prometido trabajar par encontrar un lugar en donde ambos puedan pasar sus últimos días juntos, pero esto aún no se ha logrado.

* Con información de Infobae.

26 de agosto de 2016, 11:08

cerrar