APM confía en que el Congreso apruebe el acuerdo para operar TCQ

Luego de firmar el memorándum de entendimiento con la Procuraduría General de la Nación (PGN), la empresa holandesa APM Terminals, propietaria de la Terminal de Contenedores Quetzal (TCQ), señaló que confía en la decisión que el pleno del Congreso deberá tomar.

El proceso para anular el usufructo oneroso continúa en el Congreso. El hemiciclo deberá discutir y aprobar el acuerdo al que han llegado las partes y así poder realizar el nuevo contrato de concesión directa.

  • POR SI NO LEÍSTE:

"Confiamos que el Congreso tomará una decisión considerando el bienestar y los intereses del Estado y su gente", señaló Susanne Marston, vicepresidenta de la compañía.

De acuerdo con el cronograma, los diputados tendrán un plazo de 40 días luego de que el memorándum sea presentado. 

"Comprendemos la importancia de implementar esta ruta legal por vía del Congreso a través de un proceso transparente y avalado por el Gobierno", añadió.

En el memorándum se confirma el pago de 43.2 millones de dólares en concepto de reparación al Estado. El monto incluye la inversión y la suma de 10.5 millones que estarán destinados a proyectos de desarrollo en las áreas de salud, educación y desarrollo social.

Asimismo, la procuradora Annabella Morfin señaló en conferencia de prensa que el acuerdo no afecta en la responsabilidad penal que pueda corresponder a cualquier involucrado en el escándalo de corrupción y que la empresa continuará colaborando con la investigación.

15 de septiembre de 2016, 18:09

cerrar