Astrofísicos detectan ecos directos del Big Bang

La existencia de estas ondulaciones del espacio-tiempo, primer eco del Big Bang, previsto en la teoría de la relatividad de Albert Einstein. (Foto: Astronomía.com)

La existencia de estas ondulaciones del espacio-tiempo, primer eco del Big Bang, previsto en la teoría de la relatividad de Albert Einstein. (Foto: Astronomía.com)

Científicos estadounidenses revelaron hoy la detección por primera vez de ecos del Big Bang, ocurrido hace 14.000 millones de años, un importante descubrimiento para entender los orígenes del universo.

La "primera evidencia directa de inflación cósmica" fue observada mediante un telescopio en el Polo Sur, y fue anunciado por expertos del Centro de Astrofísica (CfA) de Harvard-Smithsonian.

La existencia de estas ondulaciones del espacio-tiempo, primer eco del Big Bang, previsto en la teoría de la relatividad de Albert Einstein, da testimonio de la expansión extremadamente rápida del universo en la primera fracción de segundo de su existencia, una fase conocida como inflación cósmica.

"La detección de estas ondulaciones es uno de los objetivos más importantes en cosmología en la actualidad y resulta de un enorme trabajo llevado a cabo por una gran cantidad de investigadores", señaló John Kovac, profesor de astronomía y de física en el CfA y jefe del equipo de investigadores BICEP2, que hizo el decubrimiento.

"Era como encontrar una aguja en un pajar, pero en su lugar hemos hallado una barra de metal", dijo el físico Clem Pryke, de la Universidad de Minnesota, jefe adjunto del equipo.

Para el físico teórico Avi Loeb, de la Universidad de Harvard, el avance "aporta un nuevo esclarecimiento sobre algunas de las cuestiones más fundamentales para saber por qué existimos y cómo comenzó el universo".

 

 

17 de marzo de 2014, 10:03

cerrar