Barrondo y los marchistas se alistan para reconquistar Lugano, Suiza

El sol aún no sale y entre la oscuridad de la madrugada, sobresalen las siluetas de un grupo de personas que con un peculiar movimiento al caminar. Son los seleccionados nacionales de marcha, quienes desde las 4:30 am se entrenan en un improvisado circuito en la zona 2 capitalina.

Erick Barrondo, Jaime Quiyuch, Aníbal Paau, Ángel Batz,  Mirna Ortiz, Mayra Herrera, Maritza Poncio, Sonia Barrondo  y un grupo de jóvenes andarines recorren el circuito de mil 120 metros, ubicado en el carril auxiliar de la avenida Simeón Cañas. La selección se alista para viajar a un campamento en Guadalajara, España y luego competir el 13 de marzo en Lugano, Suiza donde Erick Barrondo fue campeón y cronometró su mejor marca en los 20 kilómetros.

Se suponía que debían partir hoy, pero lo harán en los próximos días, cuando las autoridades del deporte gestionen lo necesario para su participación internacional.

A medida que los marchistas devoran los kilómetros, el sol se asoma y con el aumenta la cantidad de personas que observan a los héroes del asfalto, quienes no pasan desapercibidos.

“Allí está Barrondo mirá, el que ganó medalla en los juegos olímpicos”, se escuchan los murmullos. Algunos automovilistas suenan sus bocinas para saludar a los atletas, los niños que viajan en un bus escolar, vuelven la vista hacia los hombres y mujeres que caminan de forma diferente, el semáforo marca verde y se aleja del sector.

En una esquina del recorrido se escucha a un hombre de tez blanca, alto y flaco, que dirige a los marchistas, su español no es tan fluido, se trata de Bohdan Bulakowsky, el entrenador polaco que ahora prepara a los guatemaltecos.

“Cuida la técnica, baja los hombros, alarga la zancada”, se oye.

Uno a uno concluyen la faena, entre los últimos están Aníbal Paau y Erick Barrondo, quienes marcharon 25 kilómetros. Se unen  al resto del grupo que ya hace el estiramiento final,  un factor clave para evitar lesiones y tratar de mitigar el cansancio.

El medallista olímpico, Erick Barrondo, en su entrenamiento en la avenida Simeón Cañas, zona 2 capitalina.
El medallista olímpico, Erick Barrondo, en su entrenamiento en la avenida Simeón Cañas, zona 2 capitalina.

El equipo técnico de la Fedeatletismo comienza a recoger los conos, pachones y toda la indumentaria que fue utilizada. Llega la hora de volver a casa, para tomar el desayuno.

Si cree que el día terminó para los deportistas, está equivocado, la mayoría deben de reencontrarse a las 3 de la tarde en el estadio Mateo Flores, para la segunda sesión del día.

Así se hacen los campeones, recorriendo kilómetros, a veces sobre la pista del Mateo Flores, otras en la Simeón Cañas, alrededor del Lago de Amatitlán o ascendiendo al volcán de Pacaya. Todos los días tienen su propia lucha  y los andarines guatemaltecos no se detienen... grandes retos inician este 2014.

Los marchista guatemaltecos se entrenan en la madrugada con miras a sus competencias internacionales. (Foto: Luis Barrios/Soy502)
Los marchista guatemaltecos se entrenan en la madrugada con miras a sus competencias internacionales. (Foto: Luis Barrios/Soy502)

 

 

 

25 de febrero de 2014, 20:02

cerrar