Celebran homenajes en Sepur Zarco después de la sentencia condenatoria

El pasado viernes la justicia guatemalteca marcó una página en su historia tras la condena de 120 y 240 años de prisión contra el teniente Esteelmer Reyes Girón y Heriberto Valdez Asij por delitos contra los deberes de la humanidad, asesinato y desaparición forzada.

Para celebrar la sentencia condenatoria, la población q'eqchi de las cercanías del destacamento de Sepur Zarco se reunieron en el lugar donde años atrás asesinaron a tres personas, otras siete desaparecieron forzosamente y se cometió la esclavitud sexual y doméstica de 12 mujeres.

"Este juicio no debe quedarse en el olvido, no es una venganza es un acto de justicia de valor y resarcimiento", se podía leer en alguno de los carteles que portaban durante la marcha.

Junto al fuego, los pobladores rindieron oraciones por los sobrevivientes y por los que allí fueron asesinados. Además, agradecieron el imporante paso que ha dado la justicia.

 

La actividad se celebró en el marco del día de la Dignidad de las Víctimas del conflicto armado el pasado 25 de febrero.

El próximo 2 de marzo se llevará a cabo la audiencia de reparación de las víctimas.

29 de febrero de 2016, 07:02

cerrar