¿Fiesta navideña en la oficina? Toma en cuenta estas recomendaciones

Estos son los 5 errores para no hacer el ridículo en la fiesta navideña de la oficina. (Foto: elsalvador.com)

Estos son los 5 errores para no hacer el ridículo en la fiesta navideña de la oficina. (Foto: elsalvador.com)

Si en tu oficina han planificado una Fiesta de Fin de Año, te damos estos consejos para que tu experiencia termine siendo positiva

No bebas demasiado

Según la abogada Donna Ballman en entrevista con AOLJobs, bajo ningún concepto debes emborracharte en la cena de Navidad. ¿Pero si lo hace todo el mundo? Sí, pero unos más que otros, y todas las grandes meteduras de pata las cometen aquellos que se han pasado con la bebida. Intenta no beber más de dos copas y, después, pásate a los refrescos. Si no puedes controlarte, es mejor que no vayas.

  • MIRA AHORA: 

No bailes de forma “inapropiada”

La abogada asegura que mucha gente acaba en la calle por bailar de forma “inapropiada” en una fiesta de la empresa. ¿Y qué es inapropiado? “Cualquier movimiento que imite una conducta sexual es peligroso si tus colegas están presentes”, asegura Ballman. Si dudas, mejor siéntate.

Si vas a tomar no manejes 

Por mucho que pienses que no vas a beber nada, es muy fácil acabar tomando el suficiente alcohol como para dar positivo en un control de alcoholemia. Si encima te has ofrecido a llevar a algunos compañeros a su casa te estás arriesgando demasiado a ti mismo, tus compañeros y los demás que andan en la calle. Ni lo dudes: vuelve en taxi.

Evita problemas con tus compañeros

Los líos entre colegas son la comidilla de toda cena de empresa que se precie. No en vano, los romances entre compañeros son tremendamente habituales. El problema de los romances surgidos en dicha cena, es que suelen estar inducidos por el alcohol, sin tener en cuenta las jerarquías (es muy peligroso que te líes con un subordinado) y en un contexto que nada tiene que ver con el de la oficina. Y esto puede generar numerosos problemas. 

No presiones a nadie

Hay muchas razones por las que una persona está obligada a denegar una invitación a la cena de la empresa, y no debemos presionarla para que venga. Quizás tenga que cuidar a su familia, problemas en casa o quizás es alcohólico y no quiere acudir a este tipo de eventos. Sea como fuere, presionar a la gente para venir a la fiesta (o para quedarse más tiempo) es una mala idea.

* Con información de El Salvador

14 de diciembre de 2016, 07:12

cerrar