Cómo hablar de dinero con tu pareja

Muchas personas desconocen incluso cuánto gana su pareja. (Foto: Servicios)

Muchas personas desconocen incluso cuánto gana su pareja. (Foto: Servicios)

La causa número uno de divorcio no es el dinero, pero sí los problemas asociados con las emociones que el dinero conlleva.

La pareja no se divorcia porque no hay dinero: se divorcia por las insolencias o abusos que surgen de la escasez o por la tensión emocional que conllevan los conflictos financieros. 

Si bien a veces creemos que hay que tener una conversación ceremoniosa sobre el dinero, según el autor Roger Whitney en su libro Rock Retirement, la clave está en tener conversaciones cortas pero constantes sobre el tema. 

Aquí te comparto cuatro puntos de discusión que Whitney propone para que el dinero no se convierta en el elefante en la habitación. Cabe mencionar que es de vital importancia que las conversen en este orden. 

1. ¿Qué metas y aspiraciones tiene cada uno? 

Platiquen de sus deseos y metas. Quizá él quiere agrandar la pérgola y ella quiere comenzar su negocio o llevar a los hijos de vacaciones a un parque temático.  

“Tengan cuidado de no quedarse estancados en planes y metas pasadas. Solo porque alguna vez tuvieron un sueño no significa que aún lo deseen”, dice Whitney. 

Esto pasa porque como personas vamos cambiando, madurando y aprendiendo cosas nuevas que muchas veces hacen que las metas pasadas se vuelvan irrelevantes. 

Se vale cambiar, pero ¡para eso hay que hablar!

2. ¿Cuál es el flujo de caja? 

Contrario a la temida conversación de dinero que sucede en la cocina o en la cama a las 10 de la noche cuando están agotados y listos para que una chispa explote una pelea, vayan a una pequeña cita a un café o restaurante para hacerse las siguientes preguntas: 

¿Cuánto dinero nos ha ingresado este mes? ¿Cuánto dinero esperamos devengar en los meses venideros? ¿Qué posibilidades hay de que nuestro ingreso baje o suba en el siguiente mes? ¿Cuánto vamos a gastar en cosas básicas? ¿Cuánto vamos a gastar en gustitos? Y no olvidar: ¿Qué gastos grandes esperamos en meses venideros? 

3. ¿Cuánto es su patrimonio? 

Hagan una revisión trimestral de este punto. Su patrimonio se define como lo que poseen menos lo que deben. Puntos a considerar son el tamaño de su fondo de emergencia, ahorros para propósitos predeterminados, inversiones, bienes y deudas.

Conocer su patrimonio en cifras hace que las metas del matrimonio tengan claridad y estén basadas en datos reales. 

4. ¿Cómo manejar el riesgo? 

Si los primeros tres puntos de discusión fueron incómodos, este lo es aún más, pero al mismo tiempo, es más relevante. 

Evalúen qué tan vulnerable son sus finanzas. Identifiquen qué riesgos existen y cómo los mitigarían: por ejemplo, qué pasa si les roban el carro, pierden el trabajo, se enferman…Importantísimo entonces revisar sus seguros de vivienda, de carro, médico y de vida para entender su escenario financiero completo como pareja y familia.

¡Suerte y si bien se vale estar en desacuerdo, no se vale pelear! Si solo uno gana ambos pierden…

Más de Daniel Herbruger:

23 de abril de 2018, 18:04

*Las opiniones publicadas en las columnas son responsabilidad de su autor, no de Soy502
cerrar