Controversia previo a la pelea Mayweather y McGregor

El tico Francisco Fonseca fue la víctima de un triunfo injusto, provocado por un golpe ilegal que el árbitro no vio. (Foto: Christian Petersen/AFP)

El tico Francisco Fonseca fue la víctima de un triunfo injusto, provocado por un golpe ilegal que el árbitro no vio. (Foto: Christian Petersen/AFP)

Previo a la pelea entre Floyd Mayweather y Conor Mcgregor, el ring se llenó de controversia por un triunfo dudoso.

En la pelea coestelar, Gervonta Davis, excampeón súper pluma de la Federación Internacional de Boxeo (FIB), se enfrentaba con el costarricense (nacido en Nicaragua) Francisco Fonseca. Davis había perdido el título en el pesaje al llegar tarde y pesar dos libras más de lo permitido. Según se prevé, Davis estaría listo para subir a la categoría siguiente de mayor peso.

Francisco Fonseca, el principal contendiente, debía ganar para coronarse campeón mundial de la FIB en peso súper pluma. Durante siete rounds, Davis llevaba la ventaja en las tarjetas, ya que había ganado seis de los episodios, aunque daba la sensación de que la pelea era muy pareja y en un momento de inspiración el tico podría noquearlo.

Pero en el round 8, gracias a un golpe ilegal en la nuca, Fonseca cayó de rodillas. El árbitro no invalidó el golpe, por lo que empezó el conteo de diez para el knock out. El tico no se levantó y permaneció de rodillas, dando como ganador a Davis. Los médicos saltaron pronto a la lona para evaluar a Fonseca, ya que el puñetazo pudo haber dañado alguna vértebra. Pero afortunadamente pudo salir de pie.

  • Mira aquí el video.

Mientras eso ocurría, las pantallas repetían el momento de golpe ilegal, lo cual pudo apreciar el público y darse cuenta de la injusticia. Al anunciarse como ganador a Gervonta Davis, el público lo abucheó. El boxeador mostró su desconcierto, por lo que le ofrecieron ver la repetición del golpe. Aún así, aseguró que ese último puñetazo no significó nada y que la caída la había logrado con golpes anteriores. Sin embargo, el público no se convenció de ello y siguió mostrando su descontento.

Davis es uno de los protegidos de Mayweather, lo que aumentó el repudio, aunado a que un día antes no había llegado al pesaje, dando muestras de que no tiene respeto por la autoridad.

El título súper pluma de la FIB queda vacante, ya que Fonseca no ganó y Davis no tenía el peso correcto.

26 de agosto de 2017, 22:08

cerrar