#CooptaciónDelEstado Sindicados suplican ir a casa y evitar la prisión

Entre lágrimas y súplicas hacia el juez Miguel Ángel Gálvez se desarrolló una jornada más en la audiencia de primera declaración del caso Cooptación del Estado, que este 2 de agosto cumple dos meses desde que se realizaron las capturas de los implicados en la red que según el Ministerio Público (MP), tiene como cabecillas a Otto Pérez Molina y Roxana Baldetti.

Más de 20 de 53 sindicados ligados a proceso han pedido a Gálvez que en lugar de resolver el auto de prisión preventiva, les beneficie con medidas sustitutivas.

El exministro de Cultura y exfutbolista Dwight Pezzarossi, tomó la palabra para decirle al juez “yo no me voy a fugar, soy una persona conocida en este país”. 

También fue el turno para la exdirectora del Registro de Información Catastral (RIC), Emilia Ayuso, quien rogó por medidas sustitutivas, con el argumento que es madre de cuatro hijas, que su mamá depende económicamente de ella, pues su padre falleció hace 10 años. 

Alex Girón, que trabajó en la Empresa Portuaria Santo Tomás de Castilla en Izabal, y a quien el MP acusa de haber cobrado sobornos para Juan Carlos Monzón, al tomar la palabra lloró ante el juez y le suplicó medidas sustitutivas.

Los abogados defensores también han centrado sus argumentos en halagar a Gálvez, diciéndole que es un juez justo y otros como Moisés Galindo, han criticado al sistema carcelario del país, por la falta de seguridad y hacinamiento.

01 de agosto de 2016, 15:08

cerrar