Descubre los trucos para encontrar vuelos más baratos

Viajar también tiene su truco. (Foto: Xixerone) 

Viajar también tiene su truco. (Foto: Xixerone) 

Aunque no lo creas existen ciertos parámetros que te pueden ayudar a conseguir vuelos muy baratos, beneficiando así tus planes de vacacionar. 

Todos deseamos conocer lugares exóticos y lejanos, pero no podemos ya que regularmente su elevado costo nos lo prohibe.  

1. Usa buscadores de vuelo: 

Hay motores de búsqueda que facilitan los espacios disponibles en las aerolíneas y comparar cuál es más accesible al mismo destino.  Edreams Skyscanner o Expedia son los más consultados; a veces ofrecen tramos rebajados o promociones con tu banco, también ofrece cómodos pagos con algunas tarjetas de crédito sin comisión.  Apps como Hopper o Tracker como Google Flights envían notificaciones al celular cuando hay un precio económico.  

También puedes seguir en redes sociales a diferentes agencias que comparten en sus medios las ofertas disponibles en vuelos. Las agencias también mandan ofertas que no puedes perderte. Julián Gurfinkiel co fundador de Turismocity recomienda estar atento a las promociones ya que también salen ofertas de vuelos directos en temporada alta. 

2. Comparar aerolíneas: 

Es bueno no irte por la primera opción y siempre comparar precios en distintos lugares. Los viajeros no tienen por qué limitarse a los precios de un solo lugar. La comparación es clave para hacer la compra correcta. 

3. Hay días más baratos: 

Elegir el día adecuado para reservar vuelo puede ahorrarte dinero. Una investigación de la aplicación Hopper demostró que la gran mayoría de rutas ofrecen ofertas los jueves.  

4. Fíjate si hay aeropuertos alternativos: 

Al hacer escala es probable que haya alguna oferta en algún aeropuerto, por ejemplo en el JFK, Newark y LaGuardia en Nueva York. Antes de reservar comprueba los puntos de llegada disponibles e incluye el costo de las transferencias en la ciudad en el cálculo final. 

5. Fechas y horarios: 

Evita los días con mucho movimiento de pasajeros como los días festivos, feriados, inicio de mes, medio año (temporada alta en Europa), diciembre y los fines de semana.  Volar en horas poco comunes también es más barato, la madrugada es una de ellas, unas horas de diferencia pueden hacer un gran cambio; por ejemplo: volar un 31 de diciembre a las 11 de la noche es notablemente más barato que hacerlo a las 9 de la mañana del mismo día.  

6. Sé flexible:

Tener opciones de fechas y de rutas es importante, si vas a Budapest y no hay una conexión aérea barata es una buena alternativa y buscar vuelos cercanos como Viena, Munich y Praga, buscando otra forma de llegar a tu destino. Si se trata de un viaje de placer vale la pena revisar los precios. Hopper demostró que hay un ahorro importante tan solo con cambiar los días de salida y regreso para adaptarse a las rutas particulares.

ADEMÁS: 

7. Reservar con tiempo pero no con demasiada antelación:

En las líneas aéreas el que se adelante realmente consigue un beneficio, estar preparado y planificar por lo menos con 25 días de antelación debería bastar para encontrar mejores precios. No hay que subestimar ni arriesgarse a las ofertas de último minuto. 

* Con información de Infobae 

07 de septiembre de 2017, 15:09

cerrar