Dolor en el funeral de guatemalteca y sus hijas en Nueva York

La iglesia en Jamaica, en el distrito neoyorquino de Queens fue el escenario para la despedida que familiares y amigos dieron a los cuerpos de Deisy García y sus dos hijas asesinadas por su esposo Miguel Mejía esta semana.
 
Según cita el sitio en internet de El Diario de Nueva York, Luzmila Alvarado, la madre de García se derrumbó en llanto cuando se acercó a los tres ataúdes blancos que estaban abiertos y mostraban los restos de sus familiares.
 
Las niñas vestían de rosado y una diadema de princesa en sus cabezas, dieron un último toque de ternura a sus cuerpos.
 
Mejía confesó el asesinato de Deysi, en donde afirmó que todo fue producto de un arranque de celos provocado por una foto de su esposa y otro hombre publicada en la red social Facebook, el 19 de enero pasado en su apartamento en Queens.
 
Según relata María Santiago, amiga de la víctima, la pareja se conoció en la Avenida Roosevelt en dicha ciudad pero se mudaron una temporada a Boston para trabajar en una finca de caballos, pero al quedar embarazada regresaron a Queens.
 
Santiago aseguró que Deisy quería regresar a Guatemala debido a la difícil situación económica que atravesaba la familia. El sospechoso del asesinato comparece este viernes ante una corte en Nueva York luego de su arresto en una carretera en Texas.
 
Romeo Chec, tío de Deisy, indicó que Mejía Ramos no tiene familia en Nueva York, sólo en México.  La familia de la víctima sabía muy poco sobre el supuesto asesino de Deisy y sus hijas.
 
El Cónsul de Guatemala en Nueva York, Oscar Padilla ha gestionado el traslado de los restos hacia Guatemala.  La cancillería descartó que los restos lleguen al país el sábado como se tenía programado ya que los trámites para el transporte aéreo no pudieron ser terminados a tiempo.