Dos entrenadores se desnudan como protesta a los jueces

El último día de los Juegos Olímpicos todavía guardaba uno de los momentos más curiosos (y extraño, divertido e insólito), cortesía de dos entrenadores mongoles. 

Su pupilo, Ganzorigiin Mandakhnaran peleaba contra el uzbeko Ikhtiyor Navruzov, cuando los jueces tomaron una decisión que no les agradó. 

Era el duelo por la medalla de bronce y la victoria fue para el uzbeko, según el criterio de los hombres detrás de la mesa. 

Quedó muy claro que los dos entrenadores de Ganzorigiin no estaban de acuerdo, porque, enrabietados, fueron hacia los jueces para reclamarles…¡quitándose la ropa!

Los hombres comenzaron a desvestirse y a lanzar su ropa contra el suelo, bajo la incrédula mirada de todos los presentes. 

Finalmente, uno de ellos recogió sus cosas e intentó entregárselas a los jueces en un gesto irónico, antes de dejar el arena, obviamente expulsados

21 de agosto de 2016, 18:08

cerrar