El continente blanco esconde diamantes en sus entrañas

Un investigador explora la región donde se encontró "kimberlita". (Foto: Geoff Nichols/Nature)

Un investigador explora la región donde se encontró "kimberlita". (Foto: Geoff Nichols/Nature)

En la Antártida, uno de los continentes más misteriosos para el hombre, un equipo internacional de científicos, ha protagonizado un hallazgo sorprendente: bajo el hielo hay algunos yacimientos de "kimberlita", un tipo de roca que contiene diamantes.

Su nombre proviene de la localidad sudafricana de Kimberley, pero ahora, por primera vez, se ha encontrado en las laderas del Monte Meredith, en las montañas de Prince Charles, al este de la Antártida.

Los diamantes, tal y como se explica en la publicación del estudio en la revista Nature, se forman a partir del carbono puro bajo calor extremo y presión, a unos 150 kilómetros de la corteza terrestre. Posteriormente, afloran a través de las erupciones volcánicas.

Sin embargo, aunque se podrán extraer muestras con fines científicos, estos nuevos yacimientos no podrán ser explotados económicamente, al menos hasta 2041, ya que el Protocolo sobre Protección del Medio Ambiente del Tratado Antártico de 1991 prohibió la extracción de recursos minerales en el área.

"No sabemos lo que los firmantes del Tratado opinarán sobre la posibilidad de explotar minas más allá de esa fecha, o las tecnologías que podrían existir para que ello fuera económicamente viable", explicó Kevin Hughes, del Comité Científico sobre la Investigación Antártica.

Actualmente esa no parece una opción rentable, teniendo en cuenta la lejanía, el frío y lo desconocido del continente blanco. 

Con información de ABC.

17 de diciembre de 2013, 15:12

cerrar