El emblemático Maracaná se prepara para otra fiesta a su altura

Intimida el estadio Maracaná, desde muchas cuadras alrededor se deja ver, asoma con su gran arquitectura y es imposible no sentir los latido más fuertes, en especial porque este 5 de agosto se encenderá el pebetero de los Juegos Olímpicos. 

Un estadio de mil historias, escenario de dos finales de Mundiales, en ninguna de las dos, Brasil (anfitrión), como protagonista principal. En 1950 "lloraron como nunca más", al caer en la final ante Uruguay, en el recordado Maracanazo. Y la final del Mundial de Brasil 2014, no pudieron ni llegar a jugar la final tras ser humillados 7-1 por Alemania. 

Jornalista Mário Filho, es el nombre original, en honor a uno de los pioneros en el periodismo brasileño.

El recinto tiene capacidad para 80 mil personas. Cuenta la "leyenda" que en ocasiones lograron ingresar 200 mil personas a ver los partidos de la "Selecaõ" de Brasil. 

Para la inauguración del próximo viernes participarán unos seis mil artístas y expondrán todas sus habilidades musicales. 

La bandera será portada por Ana Sofía Gómez, quien tomará el lugar de Erick Barrondo como abanderado. 

 

29 de julio de 2016, 19:07

cerrar