Encuentran comodidades en celdas de cárcel donde murieron 49 reos

Celdas con sauna, aire acondicionado y cómodas camas son parte de los hallazgos en el penal mexicano de Topo Chico, donde autoridades también desmantelaron un bar y cientos de altares dedicados a la Santa Muerte, tras un motín que dejó 49 muertos, informó el domingo el gobierno estatal.

La cárcel, ubicada en la ciudad de Monterrey, fue escenario el jueves de una encarnizada guerra entre dos bandos de presidiarios, encabezados por un par de líderes del cártel de Los Zetas que se disputaban el control del centro de reclusión

El motín, en el que los presos se enfrentaron con navajas y palos, e incendiaron dos módulos de la cárcel, dejó 49 muertos y 12 heridos.

La  directora del penal de Topo Chico, Georgina Salazar Robles, y el comisario de administración penitenciaria, Jesús Fernando Domínguez, fueron arrestados, dijo el sábado en rueda de prensa Carlos Cruz de Hoyos, fiscal investigador.

Un celador que disparó contra un reo también fue arrestado.

Los directivos del penal, que presuntamente protegían a reos que controlaban la cárcel, también están acusados de "tráfico de droga, cobro de piso y de conceder privilegios" a algunos reos, añadió.

El viernes fueron decomisadas dentro de Topo Chico pastillas sicotrópicas, dosis de cocaína, marihuana, así como 120 puntas artesanales, 60 martillos y 86 cuchillos.

Mientras la mayoría de los reos vivían hacinados durmiendo hasta en el suelo, el líder de una de las facciones enfrentadas, Iván Hernández Cantú alias "El Credo", "tenía cama king size, una pantalla de televisión de 50 pulgadas y baño de lujo, además al momento del ataque estaba una dama", dijo de su lado el procurador estatal Roberto Flores Treviño.

Algunas celdas fueron remodeladas al gusto de los reos. (Foto: Comunicación Social del Estado de Nuevo León.)
Algunas celdas fueron remodeladas al gusto de los reos. (Foto: Comunicación Social del Estado de Nuevo León.)

 

14 de febrero de 2016, 20:02

cerrar