Esposa infiel le deja una marca imborrable a su marido

Dicen que los celos incontrolables son una "enfermedad" (celopatía) muy complicada y en el polémico programa Caso cerrado quedó en evidencia esta situación.

Esta historia cuenta que Luis fue drogado por su esposa Andrea y llevado a un local para hacerle un enorme tatuaje en la frente. El mensaje fue contundente: "Soy infiel".

El agraviado llegó con la doctora Ana María Polo para demandar a su esposa y agresora, con la intención de que ella le pague el tratamiento para borrar la reveladora impresión.

  • UN CASO SIMILAR:

"Doctora, no puedo ir a trabajar, salir a la calle ni hablar de pareja", explicó Luis

Por su parte, Andrea aseguró que no tuvo otra alternativa para darle una lección: "Es un infiel y alguien tenía que darle un escarmiento".

Sin embargo, los ataques de celos no se quedaron ahí. La esposa le hizo otro tatuaje en el glúteo en el que se lee "perro sucio".

  • POR SI NO LO VISTE:

Entre tanto alboroto, el "pobre hombre" también relató cómo ella le hizo varias escenas de celos que le han costado trabajo y amistades.

El fallo fue favorable. La Dra. Polo le concedió a Luis el divorcio, la custodia de su hijo de dos años, el pago del tratamiento, manutención de esposo, una indemnización por 50 mil dólares y la demandada deberá buscar ayuda profesional.

  • TE PUEDE INTERESAR:

*Con información de Upsocl

03 de octubre de 2017, 15:10

cerrar