Fotógrafo ingresa a una cárcel salvadoreña y retrata a los reclusos

La Mara Salvatrucha es tan temida en El Salvador y conocida por su reputación de venganza despiadada, que las autoridades han decidido asignarle su propia prisión. 

El fotógrafo Adam Hinton logró hacer algo casi imposible, entró en esa cárcel donde ni siquiera los guardias entran, para mostrar al mundo las caras de los peligrosos pandilleros.

MS-13 Trailer from Adam Hinton on Vimeo.

"Penal de Ciudad Barrios es una prisión de máxima seguridad para los miembros de la pandilla Mara Salvatrucha, o MS, ubicada en el sur de El Salvador", cuenta el fotógrafo británico Adam Hinton a través de su sitio web. El hombre tuvo la valentía de entrar en el recinto para tomar fotos de algunos de los reos.

"La cárcel fue construida para 800 reclusos y actualmente alberga a más de dos mil 500. La prisión se ha convertido en un recinto íntegramente para los pandilleros donde hay todo lo necesario. Tienen una panadería y servicios básicos", explica Hinton, autor del libro 'MS-13'.

El fotógrafo arriesgó su vida para obtener estas fotos

Posted by RT en Español on Martes, 8 de septiembre de 2015

"Al entrar en la prisión pronto te das cuenta de que no hay guardias alrededor. Ellos se quedan en el exterior y permiten a los pandilleros ejecutar actividades conjuntas, que lo hacen muy bien dadas las condiciones que tienen", continúa.

Los integrantes de la Mara Salvatrucha, la organización transnacional de pandillas que practica secuestros, asesinatos, extorsiones, venta de armas y drogas, se exponen ante la cámara del fotógrafo con muchos tatuajes. Sus cuerpos cuentan historias de sus crímenes y presentan su modo de vivir.

La mayoría de estas pandillas están integradas por guatemaltecos, salvadoreños y hondureños. Su presencia en Centroamérica es debida en gran medida a la deportación de delincuentes desde EE.UU. a sus países de origen.

*Tomado de www.actualidad.rt.com

 

08 de septiembre de 2015, 21:09

cerrar