Los baches que ponen en peligro la categoría del Aeropuerto La Aurora

Algunas piedras sueltas se observan sobre la pista del Aeropuerto Internacional La Aurora. Estas evidencian que el impacto de los aviones al aterrizar ocasiona que el asfalto se desprenda por fragmentos y en ocasiones el culpable es el viento de las turbinas de las aeronaves antes de despegar.

Varios representantes de las empresas interesadas en reparaciones asistieron este lunes a una visita guiada. Sus miradas de asombro no lograron contenerse mientras veían, y algunos tocaban el asfalto de la pista que tiene 15 años sin ser reparada totalmente.

Al Gobierno le urge arreglarla no solo por el peligro que representa para las aeronaves que aterrizan, sino porque podría perder su categoría internacional en unos años si no se hace algo al respecto.

La licitación

Por el momento, siete empresas están interesadas en hacer los trabajos, pero el cierre de recepción de ofertas en la Dirección General de la Aeronáutica Civil (DGAC) será el 9 de mayo a las 10 horas.

Según Jorge Lau, encargado de infraestructura de la DGAC, el recapeo total de la vía urge debido a que desde hace 15 años no se hace.

  • MIRA EL VIDEO:

Según algunos de los empresarios interesados, la visita de este lunes no fue técnica sino para coordinar logística, como movimiento de camiones.

Las reparaciones que se necesitan

El director de la DGAC, Carlos Velásquez, explicó que por el momento no se perdería ninguna categoría ante la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI), entidad que regula a los aeropuertos en el mundo.

"Tal vez en un futuro próximo, en uno o dos años nos sancionen por no hacer nada", aseguró Velásquez.

Las reparaciones las tenemos programadas desde el año pasado, no estamos corriendo
Carlos Velásquez
, director de la DGAC.

Lo que se quiere reparar es pista activa del aeropuerto es que está orientada de norte a sur con una longitud de 2 mil 987 metros y un ancho de 60 metros.

La mezcla especial de pavimento debe tener un grosor entre 10 a 13 centímetros y el costo estimado de todo el trabajo será de 60 a 65 millones de quetzales.

24 de abril de 2017, 15:04