Investigan a expresidente Funes por enriquecimiento ilícito

La Corte Suprema de Justicia de El Salvador (CSJ) confirmó que el expresidente Mauricio Funes (2009-2014) enfrentará un juicio civil por la existencia de "indicios de enriquecimiento ilícito" en el incremento de su patrimonio durante su gestión.

El documento señala que el mandatario no justificó ingresos por más de 700,000 dólares; 520,629.74 dólares durante los 5 años que gobernó y otros 181 mil 500 obtenidos después de su Presidencia.

"Declárase que existen indicios de enriquecimiento ilícito del expresidente (...) en relación con las declaraciones patrimoniales presentadas ante la Sección de Probidad de la Corte Suprema de Justicia" y "ordénase juicio", sentenció el máximo tribunal salvadoreño en una resolución hecha pública el jueves.

Mauricio Funes, de 56 años de edad y periodista por más de 20 años, fue el primer presidente que gobernó El Salvador bajó la bandera de la exguerrilla del Frente Farabundo Martí para la Liberación (FMLN) desde que esta organización dejó las armas y entró a la vida política en 1992.

En sus redes sociales el expresidente avanzó ayer que enfrentaría este juicio, el cual calificó como "una clara 'vendetta' política a la que se están prestando algunos magistrados de la CSJ por las denuncias de corrupción que siendo presidente de la República promoví en contra de exadministraciones".

La CSJ designó a la Cámara Segunda de lo Civil de San Salvador para ventilar su caso, tribunal en el que son procesados el diputado Reynaldo Cardoza y quien fue durante el Gobierno de Funes, director del Instituto Salvadoreño del Seguro Social (ISSS), Leonel Flores (2011-2014), ambos también acusados de enriquecimiento ilícito.

De igual forma, ordenó que se congelen 4 cuentas bancarias, 5 a nombre del exmandatario y 3 al de su hijo Diego Roberto Funes Cañas.

Funes Cañas adquirió una serie de vehículos que según la CSJ no tenía solvencia económica para comprar. El joven tiene 23 años y adquirió al menos ocho carros por un costo de 151 mil 500 dólares. Entre ellos: una panel Dongfeng 2008 por 3 mil dólares; un automóvil Mercedes Benz 1985 por 10 mil doláres; una cuatrimoto Yamaha modelo 2010 por un costo de 10 mil dólares.

El hijo del exmandatario también compró un automóvil BMW 328i modelo 2009 por un costo de 30 mil dólares; una motocicleta Kawasaki 250R por 3 mil 500 dólares; una Humer H3 modelo 2006 a un costo de 25 mil dólares; un automóvl BMW Z4 modelo 2007 por un costo de 10 mil dólares y un automóvil Lexus LX 570 modelo 2010 por el que pagó 60 mil dólares. 

Las adquisiciones se habrían hecho entre Septiembre del 2010 y Enero de 2014, informó el Diario de El Salvador.com. Según el informe de probidad,  Fuentes Cañas provocó sospechas luego que algunos de los vehículos que poseía fueron vendidos por precios menores a los valores de compra, que dejaron una pérdida de 41 mil 600 dólares. 

Otro de los hijos de Funes adquirió un vehículo Ford Ranger 2013 que le pertenecía a su padre, por 20 mil dólares, mientras que al exmandatario le había costado 34 mil dólares.

* Con información  de Agencia Efe y www.elsalvador.com

 

11 de febrero de 2016, 11:02

cerrar