Investigan caso de monja que dió a luz a un bebé

Según un médico del hospital, la nueva madre y su bebé están en buen estado y están recibiendo regalos de parte de conocidos, aunque no han recibido visitas de ningún religioso ni familiares. La religiosa ha negado el acceso a visitas y se ha restringido el paso al personal hospitalario. Foto Corriere Della Sera

Según un médico del hospital, la nueva madre y su bebé están en buen estado y están recibiendo regalos de parte de conocidos, aunque no han recibido visitas de ningún religioso ni familiares. La religiosa ha negado el acceso a visitas y se ha restringido el paso al personal hospitalario. Foto Corriere Della Sera

Esta es la primera fotografía que sale públicamente de la monja Roxana Rodríguez quien ahora es madre de un varón. La mujer de origen salvadoreño de 33 años,  quien este domingo fue expulsada del instituto religioso de Campomoro, es una monja de la congregación "Discípulas de Jesús". Al darse a conocer públicamente el hecho,  afirmó reiteradamente que no sabía cómo había quedado embarazada y que sólo se dió cuenta hasta que sintió "dolores de estómago" y fue llevada al hospital. 

La imagen de la monja fue publicada por el diario italiano Corriere Della Sera, que ha seguido  las circunstancias que rodean el nacimiento del bebé de 9 libras que ahora se llama Francisco, en honor al Papa. No obstante, hace unas horas, la monja fue notificada sobre su expulsión del convento. El argumento presentado por Sor Erminia,  madre superiora de la orden Discípulas de Jesús señala:  “Sucumbió a la tentación. Había engordado y estaba nerviosa. Ahora tendrá que irse”.

La hermana Roxana está internada en la maternidad del hospital San Camili de Lellis in Rieti, a 50 millas al norte de Roma, en donde ella realizó sus votos y se ordenó monja el pasado mes de septiembre.  Según fuentes, ella ha dicho a la trabajadora social que atiende su caso, que está muy feliz y que se siente más "madre" que monja. "Pienso que es obvio", dijo. "No me siento culpable. Estaré con el bebé y permaneceré con él".  "Él es un regalo de Dios", mencionó. 

La hermana Roxana ha escrito una carta de disculpa a la madre superiora de la orden, Erminia Petaraca, la superiora con quien se ordenó e hizo los votos de castidad, pobreza y obediencia. La monja arribó a Italia el pasado verano a Rieti y admitió a las autoridades que investigan el suceso, que el padre de la criatura podría ser un hombre de El Salvador, el cual no quiso mencionar su nombre.  El sacerdote Benedetto Falcetti, explicó que el hecho pudo haber sucedido entre marzo o abril cuando ella regresó a El Salvador a renovar su pasaporte.

El director del hospital Pasquale Carducci, informó que han tenido que redoblar la seguridad  en el hospital debido al suceso, el cual mucha gente repudia, por tratarse de una monja.  Además también muchas personas han venido a dejar pañales, ropa y comida para el bebé.

Sin embargo, la situación de la monja, ha creado malestar entre sus compañeras de la orden, quienes algunas afirmaron que lo mejor era no ir a verla al hospital y que mejor ya no regresara al convento.  Masimo Casciani, portavoz del Obispo de Rieti, ha indicado que investigarán cómo fue que la monja llegó hasta situación. Si fue un embarazo producto de una relación consensuada, o si se pudo haberse tratado de alguna acción producto de la violencia.  

(Con información de Corriere Della Sera y Daily Mail) 

 

 

 

 

19 de enero de 2014, 15:01

cerrar