Una joven canadiense habla sobre el infierno que vivió como modelo

Para nadie es un secreto que en la industria del modelaje existen muchos sacrificios y en los últimos tiempos muchas jóvenes han roto el silencio para revelar todo lo que ocurre en tan entregada profesión para lograr verse siempre delgadas y “bellas”.

Kayley Chabot, de 19 años, comenzó a trabajar como modelo a los 15, emocionada e ilusionada con luces, pasarelas y vida llena de glamour. Pero en cuestión de meses, ese sueño se convirtió en pesadilla, confesando todo lo que vivió.

"Estaba tan emocionada de ir a Nueva York. Pero cuando llegué allá, la agencia quedó impactada con mi tamaño. Mis caderas medían 95 cm y necesitaba tener 6 cm menos", dijo en declaraciones al "Daily Mail". 

De ahí en adelante su mayor tarea era perder peso y mantenerse delgada, debido a su juventud e inmadurez, se tomó la tarea muy en serio y prácticamente dejo de comer.

La joven modelo solo comía 500 calorías al día, trabajaba 5 horas e iba al gimnasio 2 veces al día y como era de esperarse, su salud se vio afectada.

"Se me caía el pelo y estaba cansada todo el tiempo. No aguantaba el día en la escuela y llamaba a mi mamá para que me fuera a buscar, porque estaba débil y tomaba muchos laxantes. Me daba miedo hasta beber agua", declaró la Kayley. 

  • TE PUEDE INTERESAR...

La modelo había caído en anorexia pero en ese momento estaba convencida que que su extrema delgadez le ayudaría a conseguir sus objetivos en la industria de la moda.

Kayley llegó a tener un índice de Masa Corporal de 15.2, considerado delgadez severa y empezó afectar su salud emocional y mental, llegando a pensar en el suicidio.

: my eating disorder story, link in profile

A photo posted by Kayley Chabot (@kayleychabot) on

Kayley describió como "tóxico" el ambiente que rodea la moda y aseguró que sus amigas compartían su obsesión por estar delgada. Ver programas de obesidad para querer estar más delgadas, drogas y alcohol era su nuevo pasatiempo para quitar el hambre. En 2014 tuvo que decidir si seguir o dejar ese mundo, regresando con su familia a Canadá. Actualmente la joven ha superado esa obsesión y transformó su delgadez en una nutrición sana y saludable.

  • Con información de emol.com

20 de agosto de 2016, 17:08

cerrar