Joven escocés calla de forma elegante a un predicador en un parque

El predicador es echado de la plaza de una forma pacífica mientras las personas observan al muchacho que toca la gaita. 

El predicador es echado de la plaza de una forma pacífica mientras las personas observan al muchacho que toca la gaita. 

Varios transeúntes y dueños de locales ubicados en un parque de la ciudad de Saint Andrews, en la costa este de Escocia, se mostraban molestos al encontrarse a un predicador religioso que condenaba a cada una de las personas que pasaban cerca de él, pues gritaba con un amplificador y estaba causando irritación.

Los dueños de los locales le pedían que le bajara el volumen al altavoz que tenía, pero este hablaba más fuerte, aunque las personas lo ignoraban, se volvía un poco molesto. 

Pero en lugar de echarlo por las malas, un muchacho se las ingenió para salir con una gaita, cuyo sonido es mucho más fuerte que la voz del predicador y con esto atraer la atención de la gente. 

Al ver lo que ocurría, los peatones lo aplaudían, mientras que el predicador se esforzaba para imponer su voz al sonido del instrumento tradicional de Escocia, pero al verse opacado, decide tomar su altavoz y dejar el lugar, pero no sin antes ser abordado por la policía que llegó al lugar.

Con información de www.actualidad.rt.com

19 de septiembre de 2015, 19:09

cerrar