La Copa es mucho más que un trofeo dorado, es un sueño hecho realidad

Fuera del lujo de los grandes camerinos y estadios, alejada de las super estrellas del fútbol mundial que acostumbran tenerla cerca, la Copa del Mundo de la FIFA hizo escala en Guatemala el lunes pasado. Arribó a un país netamente futbolero, que ama y respira este deporte pese a sus escasas posibilidades de triunfo y a los constantes desengaños.

Muchas personas se preguntan ¿por qué traer la Copa a Guatemala? ¿qué importancia tendría para el país?

Para un grupo de pequeños jugadores en Jocotenango, Sacatepéquez, población ubicada a casi 50 kilómetros de la ciudad, ver la Copa del Mundo podría parecer un sueño imposible, y tan solo la noticia de poder ir a la capital y verla les quitó el sueño durante días.

Carlos Reyes, director y entrenador de una academia de fútbol que funciona en la localidad, convocó a  sus estudiantes a las 9:30 para un entrenamiento antes de partir hacia la capital. Una semana antes le había avisado a 37 de sus niños que asistirían a ver el máximo trofeo para un futbolista y los niños literalmente enloquecieron de la emoción.

El joven entrenador empezó la academia años atrás y ésta ha crecido muy rápido, Reyes dijo que la forma en que los niños crean compañerismo y se aceptan en el grupo rapidamente los ha convertido en una gran familia, y la inclusión de la Asociación Los Patojos, que apoyan a niños y jóvenes en riesgo social, en los equipos, les ha ayudado a que se creer en el compañerismo, inclusión y tolerancia. 

El "Profe" como llaman los alumnos a Carlos, junto con otro entrenador y su novia Rocío se las arreglan para dirigir los tres equipos de la academia y a la multitud de niños y niñas que los admiran y respetan.

Carlos Reyes y 37 de sus alumnos vieron en vivo la Copa del Mundo, un sueño cumplido para los pequeños. (Foto: Esteban Biba/Soy502)
Carlos Reyes y 37 de sus alumnos vieron en vivo la Copa del Mundo, un sueño cumplido para los pequeños. (Foto: Esteban Biba/Soy502)

El sábado anterior estos jugadores habían ganado el campeonato en dos categorías de la liga local, y para Reyes la visita al tour de la Copa era un premio extra a su esfuerzo.

Reyes, un jugador profesional y seleccionado en categorías de edad limitada de Guatemala, explicó que en la academia se reciben niños y niñas de cualquier aldea cercana a Jocotenango. De los 50 alumnos que tiene actualmente, la mitad están becados y no pagan por recibir las clases de fútbol. 

Los niños y niñas llegaron temprano a la cancha Los Lllanos, como se les había pedido, algunos ya con su uniforme de la academia puesto y otros con un pantalón de lona que arrojaban a las gradas para mostrar su pantoloneta debajo.

Sus rostros reflejaban nerviosismo y un poco de incredulidad. "Entrenaron desordenados", indicó el profesor, debido a la emoción del viaje y observar el trofeo que los grandes jugadores, los mismos que ellos admiran, ya tocaron. 

Los niños aprenden disciplina y constancia en los entrenamientos. (Esteban Biba/Soy502)
Los niños aprenden disciplina y constancia en los entrenamientos. (Esteban Biba/Soy502)

Al finalizar el entrenamiento los niños subieron a un autobús para asistir a la exhibición de la Copa. 

Dentro del bus los jugadores de San Pedro corearon su porra y con ansiedad recorrieron el camino hacia el Parque de la Industria, donde ni la espera ni el sol disminuyeron sus energías y ánimo. 

Cada momento del recorrido fue una memorable experiencia para los pequeños, sus rostros no podían ocultar la ilusión de ver el trofeo con el que sueñan en cada gol que anotan. 

Antes de retirarse, los niños escribieron en una pizarra gigante que viaja junto con la copa, su nombre y el equipo al que apoyarán en el mundial.

Los niños se divirtieron en el recorrido y cumplieron un anhelo. (Foto: Esteban Biba/Soy502)
Los niños se divirtieron en el recorrido y cumplieron un anhelo. (Foto: Esteban Biba/Soy502)

Para el "profe" el fútbol es una manera de alejar a los niños de la delincuencia y las pandillas, más aún en los sectores vulnerables. "Ver la copa les da ilusión y esperanza, cosas que faltan en el país, estos niños tienen talento, necesitan que alguién los apoye y crea en ellos y triunfarán".

La ilusión del fútbol genera sentimientos positivos que son compartidos por todos y todas. (Foto: Esteban Biba/Soy502)
La ilusión del fútbol genera sentimientos positivos que son compartidos por todos y todas. (Foto: Esteban Biba/Soy502)

04 de febrero de 2014, 23:02

cerrar