Leicester sorpresivo líder de la Premier y Mourinho con agua al cuello

El Chelsea de Mourinho sigue viviendo una crisis en la Premier, respiran por su clasificación a octavos de final. (Foto: EFE)

El Chelsea de Mourinho sigue viviendo una crisis en la Premier, respiran por su clasificación a octavos de final. (Foto: EFE)

El Leicester confirmó sus aspiraciones y cerró la decimosexta jornada de la Liga inglesa con una victoria 2-1 sobre el Chelsea con sabor a venganza, que encarama a los de Claudio Ranieri al liderato y sitúa al equipo de José Mourinho tan sólo un punto por encima de los puestos de descenso.

Ranieri ya tiene su venganza frente al técnico que le sucedió en el banquillo del Chelsea, en 2004, y el que, cuando coincidieron en el fútbol italiano, ironizó sobre la edad del entrenador romano y su dificultad para aprender inglés.

Ahora, Ranieri es el entrenador del momento en la Premier y su Leicester el equipo de moda, mientras Mourinho debe responder cada semana a las dudas sobre su continuidad. Por más que "Mou" repita que lo que le preocupa es la distancia con los de arriba, ya está obligado a mirar hacia abajo. La amenaza del descenso comienza a sobrevolar sobre los "blues".

En el King Power, mientras los "zorros" se jugaban confirmar que pueden ser algo más que una sorpresa, el Chelsea precisaba la victoria para demostrar que aún no hay que enterrar sus opciones al título, en una temporada en la que fallan casi todos.

Pero el actual conjunto de Mourinho es un equipo desorientado, sin un patrón claro de juego -con Cesc de nuevo en el banquillo- y muchos problemas con el gol.

14 de diciembre de 2015, 18:12

cerrar