Lo mejor está por venir: #Elecciones2015

Jimmy Morales y Sandra Torres se disputan los votos del resto de partidos en esta segunda vuelta. (Foto: Soy502)

Jimmy Morales y Sandra Torres se disputan los votos del resto de partidos en esta segunda vuelta. (Foto: Soy502)

Uno más de los sucesos inesperados del 2015 es un balotaje in extremis entre Jimmy Morales y Sandra Torres, en una elección con una diferencia del 4.24% de los votos, pero sin ningún candidato superando el 24% de la preferencia.

Quique Godoy, en una publicación de su página de Facebook del lunes 14 de septiembre, compartió las que para él son las claves para ganar la segunda vuelta, y nos menciona para Sandra Torres: las alianzas con las dirigencias locales (no nacionales) de Partido Patriota (PP) y LIDER, así como intentar captar algo del voto urbano. Para Jimmy, hacer exactamente lo que PP hizo hace 4 años, lograr una participación urbana del 70% y lograr el 70% de esos votos. Para Quique el escenario es exactamente el mismo de hace 4 años, eso sí, con otros actores. 

La renuncia de Manuel Baldizón al partido LIDER es un factor que tiene implicaciones en segunda vuelta, porque más allá que pueda responder a la eventual cancelación del partido, a su simple y llano fracaso sumado a las deudas de campaña, o a la inminente persecución de su ex vicepresidenciable por casos de lavado de dinero, permite a los liderazgos, cacicazgos y financistas locales que apoyaron a su partido en primera vuelta articularse con miras a las opciones que han sobrevivido. 

Manuel Baldizón insiste en que le robaron las elecciones y los resultados carecen de legitimidad. (Captura YouTube)
Manuel Baldizón insiste en que le robaron las elecciones y los resultados carecen de legitimidad. (Captura YouTube)

Además de estos y otros factores hay también algunos datos estadísticos comparados con elecciones pasadas que pueden servir de idea:

  • El candidato que más votos ha logrado sumar entre 1ª y 2ª vuelta en 2011 fue Manuel Baldizón: un total de 976,788.
  • Los votos a Jorge Serrano crecieron un 140% para 2ª vuelta en 1990.
  • Álvaro Arzú ganó la 2ª vuelta de 1995 por sólo 31,950 votos y con la participación electoral más baja de la historia: 36.9%
  • Oscar Berger es el único candidato que ha perdido votos entre 1ª y 2ª vuelta: bajó 114,481 en 1999.
  • La UNE es el único partido que ha estado 3 veces en una 2ª vuelta.
  • 2015 es la primera vez que el padrón electoral no crece al menos 12% (sólo 2.94%) y la primera vez que no crece en al menos medio millón de electores (sólo 216,032)
  • La elección de 2015 es la primera organizada por el TSE que supera el 70% de participación del padrón electoral.
  • Nunca la participación de electores ha aumentado para la 2ª vuelta, y la única vez que ha bajado menos de un 8% respecto de la 1ª vuelta fue en 1985 (3.9% menos). 

Hay que saber que Jimmy Morales además de haber ganado la primera vuelta sale con varias ventajas: el voto urbano joven simpatiza con él y ha crecido comparado a 2007 y 2011; y, los votantes de Alejandro Giammattei y Zury Ríos no congenian con Sandra Torres y ese voto fue más del 11% en primera vuelta. Morales es una cara aún fresca por lo que su exposición en un debate no puede perjudicarlo tanto como a Sandra Torres, que acarrea un desgaste de imagen. Sin embargo, la ausencia de Baldizón en la segunda vuelta puede generar calma en el votante de Morales y abstenerlo de acudir a las urnas.

Por otro lado el equipo de Sandra Torres conoce las fortalezas y oportunidades a explotar y una estructura de partido para hacerlo, tiene experiencia en segunda vuelta y la UNE no lo ha hecho mal en esa instancia: en 2003 creció un 48%, aunque no le alcanzó; y, en 2007 creció un 56.5%, gracias a un repunte de su estructura metropolitana. El discurso anti políticos que se asocia con Morales y la falta de una estructura de partido no le permitirá a él alianzas tan versátiles en el interior del país, habrá que ver si éstas le aportan a la UNE lo que ellos anhelarían. La renuncia de Baldizón a LIDER y la debacle del PP le podrían permitir a Torres acceder, sin problemas, a una red de líderes en municipios clave del interior, que podría tener una inclinación definitiva si el partido LIDER llega a ser cancelado o a desmoronarse por completo. 

Es un escenario con muchos caminos, hoy vistos y leídos a partir de la expectativa de una elección.  Las circunstancias del país han cambiado en los últimos meses, pero eso no implica que los significados y significantes más amplios, más profundos y complejos de los asuntos medulares ya hayan sido transformados, para ello falta un buen camino. La segunda vuelta que falta es una etapa nada más porque #EstoApenasEmpieza y es seguro que lo mejor aún está por venir. 

 

18 de septiembre de 2015, 13:09

*Las opiniones publicadas en las columnas son responsabilidad de su autor, no de Soy502
cerrar