"Patitas Alegres", el perruno proyecto de una guatemalteca de 13 años

A sus 13 años, Ivanna Villagrán abrió un comedor para perros callejeros. (Foto: Patitas alegres oficial) 

A sus 13 años, Ivanna Villagrán abrió un comedor para perros callejeros. (Foto: Patitas alegres oficial) 

Con solo 13 años, Ivanna Villagrán ha logrado que muchos perritos abandonados tengan un plato de comida mientras recorren las calles de Mazatenango

Su proyecto se llama Patitas Alegres y consiste en seis comedores para canes distribuidos entre Mazatenango, San Antonio Suchitepéquez, Santo Tomás Suchitepéquez y Retalhuleu. 


El proyecto surgió en 2016, bajo el lema #LibresDeAyudarYLibresdeAmarcomo una manera de ayudar a los animales que viven en la calle.

"Ivanna siempre mostró compasión por los perros. Cuando los notaba flacos y enfermos vagando en busca de comida, me decía que tenía ganas de hacer algo por ellos", contó a Soy502 Manola Campo, madre de la niña. 

Iniciar no fue fácil, pues Ivanna tuvo que luchar por su idea al presentarla a sus padres:

Su papá le dijo: 'Si quieres hacer algo, debes hacerlo bien. Este es un gran compromiso, no se trata de darles comida un día, debes comprometerte de lleno y no dejarlo a medias'
Manola Campo
, madres de Ivanna Villagrán.

La niña compartió su ilusión por cambiar el destino de los animales en bocetos, con dibujos que explicaban cómo serían los platos para distribuir la comida y en qué lugares los colocaría, además de elaborar un plan para conseguir fondos para comprar concentrado. 

¡Estamos de Aniversario! Porque somos #LibresDeAyudarYLibresDeAmar

Una publicación compartida por ⓅⒶⓉⒾⓉⒶⓈ ⒶⓁⒺⒼⓇⒺⓈ (@patitasalegres) el

Ahora llegan más de 50 perros a comer cada día en los "mesones" colocados junto a la entrada de seis tiendas de electrodomésticos El Hogar.

Ivanna recauda dinero a través de rifas, venta de galletas y de pasteles, además de recepción de donaciones, para comprar un aproximado de 300 libras de concentrado a la semana.  

También se une a actividades especiales, como exposiciones caninas organizadas por la Asociación Pro-Animal Suchitepéquez, que apoya en algunas ocasiones a Patitas Alegres y recauda fondos para jornadas de castración y de adopción.   

"La comida debe estar a tiempo, cuando los platos están vacíos los perritos entran a ladrar al almacén avisando que ya no queda alimento", explicó Manola entre risas. 

Ivanna administra la cuenta oficial de Facebook del proyecto, diseña sus contenidos, publica y escribe sus post, pues ella es muy buena para redactar y contar sus historias. 

Patitas Alegres es tan famoso en Mazatenango que Ivanna ha impartido charlas en los colegios para crear consciencia acerca de la adopción, la tenencia responsable de mascotas y la castración. 

La madre de la menor contó que lo más difícil es conseguir más personas que apoyen la causa: "Cuesta mucho conseguir fondos, muchos escriben porque quieren que Ivanna lleve comedores para perritos a otros lugares de Mazatenango, pero no donan concentrado". 

"Yo me admiro por la manera en que Ivanna se mueve para conseguir alimento y por su pasión para ayudar a los animales; me llena de orgullo cuando menciona el consejo de su padre: cuando uno empieza algo, tiene que permanecer", presumió Campo.  

Si deseas apoyar a Patitas Alegres, puedes escribir un mensaje directo a su página en Facebook o al correo manolacdv@hotmail.com.

También puedes depositar tu aporte económico a la cuenta monetaria 215002457-0 de Banco Industrial, a nombre de Manola Campo de Villagrán; o enviar bolsas de concentrado a cualquiera de las agencias de almacenes El Hogar en Mazatenango, Suchitepéquez o Retalhuleu. 

  • TE PUEDE INTERESAR: 

  • ADEMÁS: 

10 de enero de 2018, 05:01

cerrar