El príncipe Harry tendrá un suegro tímido y con poca suerte

Los recién casados asistirán a un acto oficial días después de la boda y no se irán de vacaciones hasta pasados unos meses. (Foto: Archivo)

Los recién casados asistirán a un acto oficial días después de la boda y no se irán de vacaciones hasta pasados unos meses. (Foto: Archivo)

Su nombre es Thomas Markle, tiene 73 años y es un director de iluminación que cuando se enteró que su hija Meghan se casaría con el príncipe Harry se planteó la posibilidad de no llevarla al altar.

Luego de pensarlo mucho y recapacitar, Thomas aceptó llevar a su hija al altar en la capilla de San Jorge del castillo de Windsor el próximo sábado aunque no le gusta llamar la atención ni que las cámaras y los paparazzi estén pendientes de él.

  • ADEMÁS...

Este famoso director de iluminación ganó un Emmy por su participación en la serie General Hospital pero luego de esa presión decidió alejarse de Hollywood e irse a vivir en una forma humilde y tranquila en México, en una pequeña localidad en Baja California pero los paparazzi no tardaron en localizarlo.

El padre de Meghan tiene 73 años. (Foto: Archivo)
El padre de Meghan tiene 73 años. (Foto: Archivo)

A Thomas se le ha visto haciendo ejercicio y tomarse medidas que aparentan ser para el traje de la famosa y esperada boda de su hija. También se puede ver que se quedan en hoteles de 70 dólares y comprando en las tiendas más baratas de comida de Estados Unidos.

Con poca suerte

Este hombre ha tenido mala suerte, primero que después de ganar 750 mil dólares con la lotería, lo perdió todo por negocios fallidos y luego que se divorció de su primer matrimonio para juntarse con la mamá de Meghan, una maquillista, con la que a los 7 años de la actriz, decidieron divorciarse.

13 de mayo de 2018, 11:05

cerrar