Profanación de una tumba: una venganza a la que no le bastó la muerte

Pedirán 40 años de prisión contra Richard por asesinar a una mujer y luego profanar su tumba, ultrajar su cuerpo y quemarlo en un ritual. (Foto: Jesús Alfonso/Soy502)

Pedirán 40 años de prisión contra Richard por asesinar a una mujer y luego profanar su tumba, ultrajar su cuerpo y quemarlo en un ritual. (Foto: Jesús Alfonso/Soy502)

Ricardo Antonio Gómez, alias Richard, se encuentra esta semana sentado frente a un juez. El Ministerio Público quiere que lo condenen a 40 años de cárcel. ¿La razón? Mató a una mujer y luego, con la ayuda de otras cuatro personas, desenterró el cuerpo, lo cortó en pedazos y lo quemó. 

Sin embargo, Richard no es el autor intelectual de esta venganza a la que no le bastó con la muerte. El hombre detrás del crimen es conocido como El Chiqui y lo último que se supo de él es que vivía en una ciudad de más de 9 millones de habitantes: Nueva York. 

Pero este crimen ocurrió mucho más cerca, en Jalapa. La mujer asesinada se llamaba Helen María Guzmán Ortíz. Richard la mató, vigiló el velorio y el entierro y después de cuatro días llegó al cementerio local para desenterrar el cuerpo. Por si fuera poco, lo ultrajó y, finalmente, lo quemó con gasolina.

El Richard guarda prisión acusado de asesinar a una mujer y profanar su tumba. (Foto: Jesús Alfonso/Soy502)
El Richard guarda prisión acusado de asesinar a una mujer y profanar su tumba. (Foto: Jesús Alfonso/Soy502)
 

Rito satánico

Las investigaciones del Ministerio Público lograron determinar que lo ocurrido fue un rito satánico. "Ellos piensan que si no lo hacen, el alma de la mujer va a regresar a acosarlos", explicó la fiscal que lleva el caso.

Sin embargo, el móvil del asesinato es mucho más simple y más de este mundo: una lucha de poderes entre diferentes organizaciones criminales. Según explicó la Fiscalía, Richard y sus cómplices acusaban a Guzmán Ortíz de ser la autora material del asesinato de Ghandy Ayde Granjas Mejía, alias la Gorda, media hermana de uno de los máximos líderes de la mara Barrio 18, Aldo Dupi Ochoa Mejía, alias el Lobo, sentenciado a 90 años de prisión.

Granjas Mejía fue asesinada en 2012 en Jalapa. Solo unos días después, Helen María también. En el hecho murió Maria Salazar Samayoa.

Además de la hipótesis de que se trata de un ritual satánico, las personas que conocen la historia explican que Guzmán Ortiz no era una víctima inocente. Se trataba de una persona que atemorizaba en el sector y que la verdadera razón para desenterrar el cuerpo, desmembrarlo y quemarlo, era asegurarse que estaba muerta. 

Por medio de interceptaciones telefónicas, la Fiscalía logró determinar la composición de la estructura. Además, logró establecer cómo fue que la banda planificó el ataque, aunque muchos de los detalles aún se conisderan bajo reserva. 

  • RECUERDA:  

Gómez no trabajó solo, no obstante, todos su cómplices ya fueron sentenciados por casos relacionados a la estructura criminal que conformaban.

La única excepción es el Chiqui, quien podría continuar su vida entre los rascacielos de Nueva York, Estados Unidos.

09 de febrero de 2017, 06:02

cerrar