Reacciones en redes por video de soldados golpeando a jóvenes

Varios soldados golpearon a unos jóvenes y fueron captados en un video. (Foto: YouTube)

Varios soldados golpearon a unos jóvenes y fueron captados en un video. (Foto: YouTube)

Un video de unos soldados golpeando a jóvenes en Guatemala se ha viralizado en las redes sociales, causando diversas reacciones, a favor y en contra.

Los soldados arremeten contra dos jóvenes, menores de edad, a quienes propinan rodillazos y puñetazos en el abdómen, así como cachetadas. Según se escucha, los miembros del Ejército cuestionan a los dos menores por salir corriendo en cuanto los vieron. "El que nada debe, nada teme", le decía uno de ellos.

El video ha sido compartido por varias cuentas, aunque en todas aseguran que fue grabado por "Flaquito Flakito Tobar García". Según las dimensiones, fue grabado a través de un celular detrás de una puerta y tapaba con la palma para que los soldados no percibieran su presencia.

En redes sociales, el video ha causado reacciones a favor y en contra. La gran mayoría se ha manifestado a favor de que las fuerzas de seguridad den estos castigos a supuestos delincuentes, aunque otros acusan de abuso de autoridad.

El Ministerio Público, a través de su cuenta de Twitter, ya anunció que investigará el hecho.

Hay que investigar a los presuntos implicados para conocer.
Alberto Brunori
, Oacnudh Guatemala

Por su parte, Alberto Brunori, representante de ONU de Derechos Humanos (Oacnudh), señaló que las fuerzas de seguridad son para prevenir delitos, no para cometer y violar los derechos humanos. 

"Hay que identificar a los responsables y que la justicia actúe", afirmó.

Asimismo, señaló que no es la primera ocasión en la que les llega material similar, aunque no tan fuerte y sobre todo de varios desalojos. 

En sí el video demuestra el alto riesgo al que está expuesta la población frente a fuerzas de seguridad con armas de alto calibre que en anteriores ocasiones ya se ha denunciado, según explicó Brunori.

31 de julio de 2015, 16:07

cerrar