Repatrian los restos del nicaragüense fallecido en El Cambray

Luis Ricardo (izquierda) junto a uno de sus compañeros en la cocina en la que trabajaba. (Foto: Soy502)

Luis Ricardo (izquierda) junto a uno de sus compañeros en la cocina en la que trabajaba. (Foto: Soy502)

Luis Ricardo Rodriguez era el único extranjero que falleció en El Cambray, o por lo menos que hasta el momento haya sido identificado. Luis Ricardo viajó desde Nicaragua hasta Guatemala hace unos diez años y se dedicaba a la cocina.

Fueron sus compañeros los que se acercaron hasta el puesto de la Cruz Roja de Guatemala para denunciar su desaparición al recordar que él vivía en El Cambray II.

Foto de recuerdo de la víctima junto a uno de los platos que preparaba. (Foto: Soy502)
Foto de recuerdo de la víctima junto a uno de los platos que preparaba. (Foto: Soy502)

A los días, tras enterarse de la noticia, su madre, Francisca Darlia Rodriguez, viajó hasta Santa Catarina Pinula sin saber noticias de su hijo. La señora presentó síntomas de ansiedad y después de superar la etapa de negación comenzó a aceptar que su hijo había quedado soterrado por el cerro, según informaron fuentes de Cruz Roja.

Después de ser entrevistada por los operarios de la morgue y entregada la documentación, Francisca regresó a su país.

Finalmente, los equipos de rescate encontraron el cuerpo de Luis Ricardo el 10 de octubre y fue identificado como el resto 264, siendo de los últimos ya que las operaciones de rescate finalizaron el 13 de octubre.

Documentación de la madre de la víctima. (Foto: Soy502)
Documentación de la madre de la víctima. (Foto: Soy502)

La identificación fue posible por las señas particulares que ofreció doña Francisca.

La repatriación

La Cruz Roja de Guatemala, con la aprobación de su consejo nacional, asumió el total del costo de repatriación del cuerpo del nicaragüense. Su madre agradeció la ayuda ya que provienen de una familia humilde y no hubieran podido reunir los fondos.

“Yo no podré pagarles esto que están haciendo por mi hijo y por mi familia. Me lo podré llevar a casa y podrá descansar en paz en su tierra”, agradeció doña Francisca a los equipos de la unidad de Restablecimiento de Contacto entre Familiares (RCF).

Este jueves, después de que el cuerpo fuera embalsamado, los restos se trasladaron a su comunidad de origen, San Juan del rio Coco, de la región norte del país.

30 de octubre de 2015, 13:10

cerrar