Todo sea por la soberanía, la inversión y la institucionalidad

Jimmy Morales goza de inmunidad, pese a que está probado que cobró "un bono" de sobresueldo de 50 mil quetzales al mes, que le dió el Ejército. (Foto: Wilder López/Soy502)

Jimmy Morales goza de inmunidad, pese a que está probado que cobró "un bono" de sobresueldo de 50 mil quetzales al mes, que le dió el Ejército. (Foto: Wilder López/Soy502)

No importa si estábamos apenas en una primera fase de pesquisas, y retirarle el derecho de antejuicio al presidente Jimmy Morales solo permitía, a las instancias correspondientes, profundizar en una investigación en fase primaria. El mandatario podía haber dado explicaciones coherentes y salir bien librado del asunto. Pero de momento eso no lo sabremos. En nombre de la "institucionalidad", es mejor que la ciudadanía se quede sin respuestas. 

Es de poca trascendencia que dos instancias (la Corte Suprema de Justicia y la comisión pesquisidora del Legislativo) hayan encontrado suficientes indicios como para que el MP indagara un poco más en la forma en que se financió el partido FCN en las pasadas elecciones. Guatemala no precisa de más alborotos. Cómo va a ser. Por ello, al meter por ahora en una gaveta este proceso, las agrupaciones políticas nos "ahorran innecesarios dolores de cabeza". Y "velan" por nuestra "estabilidad". Con esta acción, dicen, viene el aluvión de inversiones extranjeras que hará crecer la economía a un 10%. 

De hecho, la tesis de que en este país no hay voluntad política y que los diputados no son capaces de llegar a acuerdos se hizo añicos esta semana. El Legislativo, con la motivación adecuada, es capaz de tomar decisiones trascendentales en menos de ocho minutos. ¿Revisar informes engorrosos de 40 páginas, estudiarlos a fondo y mostrar un mínimo de decoro por el trabajo que hicieron sus compañeros? No hace falta. No hay quién les gane en eficiencia. Tampoco existen legisladores que tengan más claro el concepto de lo que es democracia.

Asimismo, no es relevante que el Ejército saque de un presupuesto, que usted y yo pagamos, 50 mil quetzales mensuales para pagarle al mandatario un “bono” del que ni el Ministerio de Finanzas tiene noticia. Como es dinero que a ellos “les sobra” están en su justo derecho de hacer con él lo que deseen. Combatir el narcotráfico no es fácil y es preciso mantener fortalecidas todas las instancias que velan por la seguridad de nuestras fronteras, presidente incluido. Total, nuestra misión en este momento es mantener un Estado fuerte y estable. No más aspavientos.

Todo vale en nombre de la estabilidad económica y de la protección de la soberanía. De nada sirve que a las nuevas generaciones pretendamos enseñarles a seguir el camino correcto o inculcarles valores, tales como la decencia y la honradez. ¿Para qué, si el pasado lunes 11 de septiembre 104 diputados les enviaron el mensaje a todos los niños guatemaltecos que aquí las acciones, si se  dispone de las palancas adecuadas, no tienen consecuencias? 

Ni qué decirlo. Por no ser transparente, hasta un bono puede venir "de la nada". Así de contradictorio.

Más de Beatriz Colmenares:

13 de septiembre de 2017, 17:09

cerrar