Las últimas horas de la avioneta desaparecida

Melquíades Aparacio Bone es el piloto de la aeronave N600MP que fue reportada desaparecida en Petén. (Fotos: Aeronáutica Civil y Facebook) 

Melquíades Aparacio Bone es el piloto de la aeronave N600MP que fue reportada desaparecida en Petén. (Fotos: Aeronáutica Civil y Facebook) 

El piloto y tres pasajeros de la avioneta matrícula americana N600MP desaparecieron la mañana del domingo luego de informar a la torre de control de Aeronáutica Civil que aterrizarían en el campamento petrolero Rubelsanto, en Chisec, Alta Verapaz.

El director de dicha entidad, Carlos Velásquez Monge, informó que “no es un accidente aeronáutico” y por la forma en que ocurrieron los hechos se interpuso una denuncia penal en contra del piloto Melquíades Aparicio Bone. 

Melquíades Aparicio Bone es un piloto experimentado y reconocido en el gremio. (Foto: Facebook)
Melquíades Aparicio Bone es un piloto experimentado y reconocido en el gremio. (Foto: Facebook)

El funcionario describió las últimas horas de vuelo conocidas por las autoridades. La avioneta Piper PA-23 Azteca ingresó a Guatemala el pasado nueve de mayo y se le autorizó realizar vuelos privados durante 15 días. 

El domingo 14, a las 9:20 de la mañana se trasladó del aeropuerto La Aurora hacia el Aeropuerto Internacional Mundo Maya en Petén. Iba solo el piloto experimentado Melquíades Aparicio.

Vista del Aeropuerto Internacional La Aurora. (Foto: DGAC)
Vista del Aeropuerto Internacional La Aurora. (Foto: DGAC)

Después de unos minutos, el conductor efectúo dos toques y despegues en la misma área y posteriormente voló la pista de Poptún en Petén, aterrizando a las 11:00 horas. Para ese entonces Jaime Maldonado ya viajaba en la avioneta.

Aeronáutica reporta que Bone abrió plan de vuelo para despegar hacia Rubelsanto y a bordo se encontraban Jaime, Javier y Ernesto Maldonado, de aparente nacionalidad guatemalteca. 

El director de Aeronáutica, Carlos Velásquez, aseguró en conferencia de prensa que en ese momento se percataron de que no estaba cumpliendo con lo establecido en el permiso: “Nos dimos cuenta y le informamos que no podía volar a Rubelsanto y que debía volver al aeropuerto Mundo Maya para inspeccionar la aeronave”, pero fue en ese momento en que perdieron comunicación.

  • LOS PRIMEROS DETALLES: 

El reporte menciona que se estimaba que debían llegar a las 12:10 del mediodía, pero “el piloto nunca aterrizó en Rubelsanto”. 

En los días previos, la avioneta beige con franjas rojas se encontraba guardada en el hangar G5, el cual ya fue inspeccionado.

Las autoridades interpusieron una denuncia en la Fiscalía debido a que “la seguridad de las personas y la navegación aérea se puso en peligro. También la aeronave pudo haber sido utilizada para hechos ilícito como terrorismo o tráfico de cualquier ilícito”.

De manera no oficial se relacionó el caso con actividades del narcotráfico, situación que deberá confirmarse con la investigación.

Mira la conferencia de prensa donde se brindaron detalles: 

15 de mayo de 2017, 07:05

cerrar