Volcán Pacaya disminuye su actividad pero se mantiene alerta naranja

La actividad del volcán Pacaya comenzó a crecer desde el lunes. Se espera que en el transcurso del día pueda cambiar a alerta amarilla (solamente de vigilancia). (Foto: Wilder López/Nuestro Diario) 

La actividad del volcán Pacaya comenzó a crecer desde el lunes. Se espera que en el transcurso del día pueda cambiar a alerta amarilla (solamente de vigilancia). (Foto: Wilder López/Nuestro Diario) 

La erupción del volcán Pacaya, ubicado a 47 kilómetros al sur de la capital guatemalteca, ha disminuido en las últimas horas, pero se mantendrá la alerta naranja en prevención de una eventual reactivación de la actividad del coloso.

El director del Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología, Meteorología e Hidrología (Insivumeh), Edy Sánchez, aseguró que la erupción del volcán, de 2,552 metros sobre el nivel del mar, ha bajado paulatinamente.

Según el reporte científico de este domingo, en el cono se registran explosiones pequeñas con emanaciones gaseosas de color blanco azulado que se elevan a una altura de entre 75 y 100 metros sobre el cráter.

75-100
metros
sobre el nivel del cráter es la altura que han alcanzado este domingo las explosiones y emanaciones de gas del volcán Pacaya.

Los ríos de lava que habían alcanzado hasta los 3,000 metros de longitud han disminuido y el que emergía del cráter sur solo llega a los 300 metros pero ya no tan activo, señala el informe oficial.

La situación comienza a estabilizarse, pero dados los antecedentes históricos del volcán debe mantenerse la alerta durante las próximas 36 horas ante la posibilidad de una reactivación, de acuerdo con el Insivumeh.

El funcionario aseguró que también se mantiene la prohibición de ascender al Parque Nacional del Pacaya para evitar tragedias.

A pesar de las medidas de precaución, decenas de visitantes se acercaron a las faldas del volcán a ver la lava correr. (Foto: Wilder López/Nuestro Diario)
A pesar de las medidas de precaución, decenas de visitantes se acercaron a las faldas del volcán a ver la lava correr. (Foto: Wilder López/Nuestro Diario)
La alerta naranja decretada por las autoridades es previa a la roja, que es la máxima y que representaría la evacuación de habitantes.

A raíz de la erupción, la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred) movilizó la unidad de prevenciones, equipo de respuesta y el de intervención y también abasteció de productos de asistencia humanitaria los cuartos de reacción inmediata en los municipios de San Vicente Pacaya y Villa Canales, ante cualquier emergencia.

Además, tiene preparados 5 albergues para evacuar a las familias de las faldas de coloso si hubiese necesidad. De seguir disminuyendo la actividad, el Insivumeh recomienda a la Conred bajar la alerta a amarilla (vigilancia).

12 de enero de 2014, 10:01

cerrar