CORONAVIRUS en Guatemala

  • Seguridad

Agentes debían investigar a maras pero terminaron de cómplices

  • Por Soy502
11 de diciembre de 2018, 11:12
Los tres agentes de la Policía capturados se encargaban de recoger dinero de extorsión a taxistas (Foto: Archivo/Ministerio de Gobernación)

Los tres agentes de la Policía capturados se encargaban de recoger dinero de extorsión a taxistas (Foto: Archivo/Ministerio de Gobernación)

Debían investigar a las maras y terminaron cometiendo los mismos delitos de estos grupos delincuenciales. Este lunes fueron capturados tres agentes de la División Nacional contra el Desarrollo Criminal de las Pandillas (DIPANDA) de la Policía Nacional Civil (PNC) por el delito de extorsión.

Los sindicados son: Ronald Rovinzon Godoy López, Crus Ivan Mateo Méndez y Jaime Hernández Ramírez, quienes fueron detenidos durante los allanamientos realizados en los departamentos de Guatemala, Jutiapa y Santa Rosa.

TAMBIÉN PUEDES LEER:

Según la investigación del Ministerio Público (MP) los exagentes debían encargarse de investigar a las pandillas, pero en su lugar se sospecha que podrían tener nexos con la Mara Salvatrucha y se dedicaban a recibir el cobro de extorsión semanal que exigían a taxistas en la ciudad de Guatemala.

Se determinó que los taxistas eran obligados bajo amenazas a entregar pagos de Q900 quetzales semanales.

Policías investigando a policías

Raúl Figueroa, fiscal adjunto de la Fiscalía contra el Delito de Extorsión explicó que la investigación empezó en diciembre del año pasado tras la denuncia de las víctimas quienes indicaron que desconocidos les entregaron un teléfono celular para coordinar la entrega de dinero correspondientes a cuotas de extorsión.

El 6 de febrero de 2018, agentes de la División Especializada en Investigación Criminal (DEIC) se presentaron al lugar donde los extorsionistas acordaron la entregara del dinero. Encontraron un vehículo sospechoso, se acercaron para identificarlos y se trataba de un grupo de policías. Les preguntaron sobre su presencia en el lugar y ellos indicaron que investigaban un caso.

Luego, los taxistas recibieron otra llamada de los extorsionistas y les indicaron que el pago lo recogerían al día siguiente. Les pidieron presentarse debajo del Puente Belice, en "La Arenera", ubicado a orillas del Río Las Vacas.

Cuando los investigadores de la DEIC se presentaron al lugar para detener a los extorsionistas que recogerían el dinero, notaron que se trataba de los mismos agentes policiales identificados el día anterior.

En los meses siguientes, la Fiscalía continuará con la investigación para establecer los nexos entre los policías e integrantes de la pandillas.

Comentar
cerrar