• Mundo

EI retiene a cientos de civiles para evitar el avance del Ejército

  • Por EFE
Cientos de civiles afrontan una crítica situación en la ciudad iraquí de Ramadi, atrapados en barrios controlados por el grupo terrorista Estado Islámico (EI), que intenta así dificultar el avance del Ejército iraquí. (Foto Archivo: Efe)

Cientos de civiles afrontan una crítica situación en la ciudad iraquí de Ramadi, atrapados en barrios controlados por el grupo terrorista Estado Islámico (EI), que intenta así dificultar el avance del Ejército iraquí. (Foto Archivo: Efe)

Cientos de civiles afrontan una crítica situación en la ciudad iraquí de Ramadi, atrapados en barrios controlados por el grupo terrorista Estado Islámico (EI), que intenta así dificultar el avance del Ejército iraquí.

Los yihadistas retienen en sus viviendas a muchas familias para usarlas como "escudos humanos", explicó una fuente de seguridad de la provincia de Al Anbar, cuya capital es Ramadi.

No les permiten abandonar los barrios con la finalidad de impedir con su presencia mayores bombardeos aéreos de la coalición internacional y el Ejército iraquí.

Los habitantes de las zonas en manos del EI sufren además escasez de agua potable, cortes de electricidad y falta de atención médica, así como ataques aéreos y de artillería diarios.

Las fuerzas iraquíes han establecido un corredor seguro para evacuar a los civiles en la zona de Al Hamira, en el sur de Ramadi, según la fuente.

La retención de los civiles, junto a la gran cantidad de artefactos explosivos colocados por los terroristas, están obstaculizando el avance de las tropas iraquíes en Ramadi.

No obstante, las fuerzas iraquíes, respaldadas por milicianos tribales y con la cobertura aérea de la coalición internacional, liberaron el barrio de Al Aramel, después de duros combates con los yihadistas.

El pasado día 8, las tropas gubernamentales lograron también recuperar el control del barrio de Al Tamim, uno de los más grandes de Ramadi.

Las fuerzas iraquíes y sus aliados intensificaron su ofensiva contra el EI en Al Anbar desde que los yihadistas conquistaron Ramadi el pasado mayo y se hicieron con amplias zonas de esa provincia, la mayor de Irak.

El jefe del Pentágono, Ashton Carter, aseguró ayer que EE.UU. está preparado para proporcionar más ayuda al Gobierno iraquí en la lucha por recuperar Ramadi. 

10 de diciembre de 2015, 11:12

Comentar
cerrar