01/10/2020

  • Mundo

Revista resalta a guatemaltecos fallecidos por Covid en Miami

  • Con información de Palm Beach Post
06 de agosto de 2020, 11:08
Claudia María Martin, de 22 años, era una estudiante de enfermería e hija de un paisajista guatemalteco (Foto: Palm Beach Post)

Claudia María Martin, de 22 años, era una estudiante de enfermería e hija de un paisajista guatemalteco (Foto: Palm Beach Post)

La mayoría de personas, menores de 60 años, que mueren por Covid-19 en el sur de Florida es latina o afroamericana. Estos grupos representan al 90% de jóvenes que fallecen por el nuevo coronavirus en el condado de Palm Beach.

Claudia María Martín era una estudiante de enfermería e hija de un paisajista guatemalteco, y hasta ahora, es la persona más joven que ha muerto por complicaciones del Covid-19 en Palm Beach. Tenía solo 22 años. 

Su hermana recuerda que ella aspiraba terminar sus estudios de enfermería para ayudar a salvar vidas.

  • TE PUEDE INTERESAR:

El medio estadounidense Palm Beach Post recopiló las fotografías y nombres de los latinos y afroamericanos que murieron por el nuevo coronavirus.

Entre los mencionados está el guatemalteco José Antonio Sapón Álvarez, quien vivía en Jupiter, un pueblo de ese condado y también falleció víctima del virus. Es recordado como un gran portero en su equipo de fútbol en Guatemala. Tenía 35 años.

Vulnerabilidad 

"Muchos de los jóvenes fallecidos por Covid-19 son migrantes centroamericanos que rara vez ven a un médico", dijo el padre Frank O'Loughlin, director ejecutivo del Centro Guatemalteco-Maya en Lake Worth Beach, que alberga a una gran población latina.

La mayoría es indocumentada, por lo que carece de licencias de conducir o de transporte personal, utilizan autobuses donde no es posible el distanciamiento social. También suelen trabajar como jardineros, albañiles o en servicios domésticos, donde les piden seguir laborando.

María, una paisajista indocumentada que comparte una casa en Lake Worth Beach con otros seis miembros de la familia, había estado enferma durante un mes antes de dar positivo.

"Le dijo a la empresa donde trabajaba que era positiva, pero no les importó", contó su hija. "Dijeron: "Si te vas, perderás tu trabajo". Así que ella tenía que seguir trabajando. ¿Qué pasaría si ella dejara de trabajar? Nos echarían de nuestra casa"

  • LEE ADEMÁS:

Algunos tienen barreras del idioma y miedo a los trabajadores de salud del gobierno, pues temen ser deportados a sus países.

"No pasa una semana sin que tengamos más informes de familiares que se enferman", indica Amanda Escalante, coordinadora de un programa de alfabetización y crianza en el Centro Maya de Guatemala.

*Con información de PalmBeachPost

  • NO DEJES DE LEER:

Comentar
cerrar