09/05/2021

  • Mundo

Texas: vendedor de algodones de azúcar muere por tormenta invernal

  • Con información de Al Día Dallas.
27 de febrero de 2021, 06:02
Vendedor ambulante de algodones de azúcar murió durante la dura tormenta invernal. (Foto: Captura de pantalla)

Vendedor ambulante de algodones de azúcar murió durante la dura tormenta invernal. (Foto: Captura de pantalla)

El frío de la tormenta invernal en Texas ha cobrado muchas vidas y ha hecho que varias personas pasen días difíciles. 

____

En contexto: Niño hondureño muere de hipotermia por la ola de frío en Texas

____

Un vendedor ambulante de algodones de azúcar y dulces, murió durante los días en los que el estado de Texas, Estados Unidos, atravesó una fuerte tormenta invernal, que no se vivía en 30 años. 

Leobardo Torres Sánchez, era un inmigrante indocumentado mexicano que vendía su producto en las áreas de Deep Ellum y el sur de Dallas.

El hombre de 59 años fue reportado por su familia, residente en México, que perdió contacto con él por 11 días. En una entrevista con Al Día Dallas, su hija, llamada Miriam Torres, expresó que él le había dicho que si no sabía nada de él en 10 o 15 días era porque estaba muerto. 

Según el medio Al día Dallas, la última vez que el hombre se comunicó fue el 12 de febrero, cuando les dijo que tenía mucho frío y estaba envuelto en varias capas de ropa y ponchos.

Gracias a una foto, lo encontraron

“Si alguien vive allá en Dallas, Texas, ayúdeme a localizar a mi papá”, publicó Miriam en su cuenta de Facebook, agregando que él estaba solo. 

Una amiga de Miriam que vive en Texas, llamada Blanca Vidal, ayudó a la familia a buscarlo. Tras consultar con otros vendedores sin éxito, fue a la estación de policía. 

Gracias a la foto de referencia donde él aparecía cerca de una camioneta ,“Los policías me ayudaron a conseguir la dirección en donde estaba registrada”.

Tras llegar a la vivienda donde él rentaba un cuarto, ella tocó pero nadie respondió. La persona que abrió la puerta de la casa donde él alquilaba, le indicó que la habitación de Leobardo tenía una ventana que daba al exterior lo vieron ahí pero no dio señales de vida.

(Foto: familia Torres León)
(Foto: familia Torres León)

Cuando la policía abrió el cuarto, encontró el cuerpo de Leobardo sentado en un sillón, cubierto con mantas, y con dos calentadores que no funcionaban. 

En la zona se había ido la luz en los días de la tormenta, por ello se asume que los calentadores no funcionaron.

Según personas que lo conocían y se comunicaron a través de redes sociales con Miriam, Leobardo era una persona de gran corazón que siempre ayudaba a los demás. 

Los familiares hicieron todo lo posible para que las autoridades no lo llevaran a una fosa común. También abrieron una cuenta para recaudar fondos para retornar el cuerpo. 

  • TE PUEDE INTERESAR: 

Comentar
cerrar