Adrián Zapata, el intendente de la SAT que renunció

El intendente de Asuntos Jurídicos se incorporó al equipo de la SAT el 25 de abril de 2016. (Foto: archivo/Soy502)

El intendente de Asuntos Jurídicos se incorporó al equipo de la SAT el 25 de abril de 2016. (Foto: archivo/Soy502)

Durante el último año, el intendente de Asuntos Jurídicos, Adrián Zapata, lideró los procesos de intervención en contra de las empresas acusadas de anomalías fiscales.

Sin embargo, a partir de este martes, Zapata renunció al cargo por motivos personales.

  • TE PUEDE INTERESAR:

Él formó parte del equipo del cambio de la Superintendencia de Administración Tributaria (SAT) liderado por el superintendente Juan Francisco Solórzano Foppa, quien asumió en la institución luego de un período de grave crisis que sobrevino tras el caso La Línea, por el cual las autoridades tributarias terminaron en la cárcel.

Zapata fue uno de los elegidos por Solórzano para integrar la SAT del cambio debido a los más de 17 años de experiencia del ahora exintendente en el sector público.

Por el momento, un comunicado anunciando su salida ha sido el único pronunciamiento oficial de la institución.

Un cargo desgastante

El ministro de Finanzas Públicas, Julio Héctor Estrada, se pronunció ante la salida y aseguró que no habrá cambios en la política ni en la estrategia de la SAT.

"Zapata estaba en una posición de mucho desgaste y al final decidió renunciar", explicó. 

Estrada lamentó la decisión de una persona que, según en lo interno de las autoridades, era de mucho talento y a quien será complejo reemplazar.

Recaudo judicial

La SAT pasó años sin que alcanzaran sus metas de recaudación, pero una serie de estrategias jurídicas provocaron que el año pasado lo lograran.

En ese proceso, se intervinieron empresas grandes acusadas de anomalías fiscales; el caso más sonado fue el de Aceros de Guatemala, que fue intervenida hasta que pagara su deuda fiscal. Sin embargo, la compañía canceló el monto que la SAT exigía para evitar el proceso y así pagar 782.9 millones de quetzales correspondiente al impuesto defraudado, multas e intereses.

En total, el recaudo judicial del año pasado superó la histórica cifra de 2.1 mil millones de quetzales.

Este año, el monto acumulado hasta la fecha es inferior. Durante el primer cuatrimestre, la SAT logró recuperar 115 millones de quetzales por la vía judicial.

Intervenciones pendientes

Para este año, el ahora exintendente Zapata tenía programadas 17 intervenciones por presuntos delitos tributarios.

Sin embargo, la demora se debe a que los jueces no han autorizado la mitad. Es por ello que aún quedan nueve empresas que podrían pasar por dicho proceso fiscal en los próximos meses.

No obstante, Zapata siempre señaló que es más importante el cumplimiento voluntario por parte de los contribuyentes.

28 de junio de 2017, 06:06

cerrar