El amor no cuenta los cromosomas, celebra el día del Síndrome de Down

El síndrome de Down es una de las condiciones congénitas más comunes y en Guatemala afecta aproximadamente a uno de cada 600 nacimientos vivos. (Foto: Archivo)

El síndrome de Down es una de las condiciones congénitas más comunes y en Guatemala afecta aproximadamente a uno de cada 600 nacimientos vivos. (Foto: Archivo)

Un gran corazón, una enorme sonrisa, un fuerte abrazo, un dulce beso, un emotivo baile, una alegría inigualable, un auténtico compañerismo y mucho afecto, es el ambiente que se vive en la Fundación Margarita Tejada, que busca mejorar la calidad de vida de las personas con Síndrome de Down a través de la salud, educación y sensibilización de la sociedad.

El Día Mundial del Síndrome de Down se conmemora el 21 de marzo, instituido por la Asamblea General de la ONU en 2011. Es un trastorno genético causado por la presencia de una copia extra del cromosoma 21, en vez de los dos habituales, por ello se denomina también trisomía 21. Se caracteriza por la presencia de un grado variable de discapacidad cognitiva y algunos rasgos físicos peculiares que le dan un aspecto reconocible.

Características físicas

  • Bajo tono muscular
  • Baja estatura
  • Tendencia a la obesidad
  • Ojos rasgados 
  • Flexibilidad en las extremidades
  • Manos cortas
  • Piel áspera
  • Problemas cardiacos, entre otros

Inclusión escolar y laboral

El programa de inclusión escolar es una oportunidad que brinda la Fundación Margarita Tejada para niños de edad preescolar y primaria, donde los niños pasan por un proceso donde demuestran que tienen habilidad social para poder ingresar a diferentes colegios del país.

La inclusión escolar trae beneficios para los niños Down y para los convencionales ya que aprenden a convivir entre sí y demostrar que ser diferentes no es malo. Actualmente 18 colegios forman parte de la inclusión escolar con niños con Síndrome de Down.

La inclusión laboral es dar la oportunidad a las personas con Síndrome de Down a incluirse en la vida laboral, en Margarita Tejada hay personas que trabajan en empresas externas laborando en actividades técnicas y rutinarias, dentro de la fundación existen los talleres protegidos que son micro empresas como el taller de panadería, de conservas y multiservicios.

Actualmente 48 jóvenes trabajan en los talleres protegidos de Margarita Tejada y 23 en empresas privadas donde son contratados como cualquier otro empleado.

21 de marzo de 2016, 10:03