Un conductor en China trató de engañar al test de alcoholemia

La policía de la ciudad china de Shenzhen, Xu, detuvo a un hombre que detectaron conducía bajo los efectos del alcohol.

El hombre de 33 años de edad, intentó pasarse de listo tratando de engañar a los oficiales, haciéndoles creer que soplaba el aparato para que el test de alcoholemia determinará la cantidad de alcohol que tenía en la sangre. 

El individuo hacía todo tipo de muecas y movimientos con los brazos para simular que soplaba con todas sus fuerzas, pero el aire no salía de su boca, por lo que el aparato no registraba la cantidad de alcohol que contenía su cuerpo.

Después de muchos intentos los agentes lograron que soplará. En China, el volumen de alcohol permitido es de 20 mg por 100 ml de sangre, el conductor tenía diez veces este número. 

* Con información de RT 

30 de mayo de 2016, 13:05

cerrar