El corazón de las mujeres envejece mejor que el de los hombres

Para tener una buena salud y un corazón sano es recomendable el ejercicio y la buena alientación.

Para tener una buena salud y un corazón sano es recomendable el ejercicio y la buena alientación.

El corazón es el músculo más importante del ser humano y aunque ya lo sabíamos por el amor que dan de las mujeres, el corazón envejece mejor en ellas, que en los hombres, pero todo tiene una explicación más científica.

El musculo que rodea el ventrículo izquierdo del corazón masculino tiende a hacerse grande y denso con el paso del tiempo, mientras que el de las mujeres mantiene su tamaño, e incluso se encoge. En pocas palabras, envejecen de diferente forma.

Esta es la primer conclusión de un estudio de investigadores de la universidad de Estados Unidos, Johns Hopkin, cuyos resultados fueron publicados en la revista Radiology.

La investigación se realizó investigando los cambios en el área del corazón a 3 mil hombres y mujeres entre los 54 y 94 años de edad durante una década.

Para ambos géneros el volumen de sangre del corazón al momento de iniciar la contracción, es decir en período de relajación, disminuyó -9, 8 y -13,3 milímetros por década, respectivamente, así como la cantidad de sangre que expulsa el ventrículo en cada contracción.

“La masa del ventrículo izquierdo aumentó en los hombres y se redujo ligeramente en las mujeres, 8 y -1.6 gramos por década, respectivamente.” Determina en análisis.

Un músculo más voluminoso y un ventrículo más pequeño predicen un alto riesgo de fallo cardiaco relacionado con la edad
John Eng
, autor de la investigación

Las mujeres tienen el estrógeno a su favor que las protege, haciendo que tengan un menor riesgo a falla cardiaca hasta llegar a la menopausia, ya que en esta etapa pierde esta protección.

Existen muchos factores que envejecen el corazón como el sedentarismo, la mala alimentación y el consumo de cigarrillo, a esto se suman algunas enfermedades como la hipertensión, diabetes, niveles altos de colesterol y algunos factores genéticos.

27 de febrero de 2016, 11:02

cerrar