El caso de Rachel y el peligro de adelgazar en un reality show

Rachel Frederickson alcanzó el récord del programa al perder un 59.62% de grasa corporal. (Foto: Entre mujeres/Clarin.com) 

Rachel Frederickson alcanzó el récord del programa al perder un 59.62% de grasa corporal. (Foto: Entre mujeres/Clarin.com) 

La 15 temporada del reality estadounidense The Biggest Loser terminó con gran polémica. La ganadora fue una joven de 24 años, que adelgazó 156 libras en aproximadamente 5 meses, al pasar de 260 lb a 103 lb.

Este uno de los muchos reality que existen hoy en día con cambios en la apariencia física. En este caso el objetivo es reunir a un grupo de personas con sobrepeso para que, junto a un equipo de médicos y entrenadores físicos, puedan mejorar su figura.

Las grabaciones duran poco menos de un año y el ganador, aquel que logra adelgazar más, se lleva la interesante suma de 250 mil dólares.

Rachel Frederickson, de 24 años, fue la que se llevó la victoria esta 15 temporada, luego de perder 156 libras en 5 meses. Esta impresionante pérdida de peso le permitió alcanzar el récord del programa al perder un 59,62% de grasa corporal.

Sin embargo, el “antes y después” de la rubia impresiona y no solo es una cuestión de imagen: las críticas llegaron a evaluar que su peso no es el adecuado a su estatura que es de 1.64 metros, ya que pasó de la obesidad mórbida a un índice de masa corporal por debajo del recomendado para su altura. A la vista de los resultados, se observa que su índice de masa corporal (IMC) es de 18, situándose en la categoría de bajo peso, a medio punto del IMC óptimo.

Con información de Entre Mujeres.

12 de febrero de 2014, 16:02

cerrar