En México le ponen límites a Televisa y empresas de Carlos Slim

Televisa, el mayor consorcio de medios de comunicación, deberá compartir parte de su infraestructura con sus competidores. 

Televisa, el mayor consorcio de medios de comunicación, deberá compartir parte de su infraestructura con sus competidores. 

El Instituto Federal de Telecomunicaciones de México (IFT) catalogó a Televisa y el Grupo Carso, del magnate Carlos Slim, como "agentes económicos preponderantes" en los mercados de las telecomunicaciones y la radiodifusión. Deberán compartir parte de su infraestructura con sus competidores a través de una tarifa pública y Televisa dejará de tener exclusividad para transmitir contenidos relevantes.

El "agente preponderante" según la Constitución es aquel que tiene una participación en el mercado nacional superior al 50% en determinado sector, está obligado a entregar cualquier información que pueda requerir el IFT.

El Grupo Televisa anunció en un comunicado que en los últimos días el Instituto Federal de Telecomunicaciones ha tomado una serie de resoluciones que afectan a la compañía "en muchas áreas relacionadas con sus negocios de radiodifusión y televisión de paga".

Entre ellas, mencionó su definición como compañía preponderante, la convocatoria a una licitación pública de las frecuencias para formar al menos dos cadenas de televisión abierta y las directrices para la retransmisión gratuita de los canales de televisión abierta en los sistemas de señal cerrada.

La empresa señaló que evaluará "el alcance e impacto en cada caso en sus resultados de operación, actividades y negocios", y analizará "cualquier acción o medida (legal, de negocios o de otra naturaleza)" que deba adoptar respecto a dichas resoluciones.

Sobre la declaración de preponderancia, indicó que implica una serie de medidas y obligaciones "restrictivas de importancia", entre ellas "poner su infraestructura de radiodifusión a disposición de terceros en forma no discriminatoria y no exclusiva".

La firma América Móvil, de propiedad de Slim, también emitió un comunicado en el que señaló que el ente regulador también la declaró agente preponderante, por lo que le ordenó compartir su infraestructura y desagregar su red local para ofrecer un acceso igualitario a todos los operadores.

Las medidas no sólo se aplican a América Móvil, sino a sus subsidiarias operativas, Radiomóvil Dipsa (Telcel) y Telmex, así como a Grupo Carso y Grupo Financiero Inbursa.

Todas ellas forman parte del entramado de sociedades controladas por el multimillonario Slim y su familia, que se extienden a los ámbitos de las telecomunicaciones, a medios de comunicación y al sector financiero y de seguros, como es el caso de Inbursa.

 

 

08 de marzo de 2014, 09:03

cerrar