Esto fue lo que encontraron en allanamientos relacionados con La Puya

Las instalaciones relacionadas con la mina La Puya, operada por Exploraciones mineras de Guatemala S.A., (Exmingua) fueron allanadas por las autoridades del Ministerio Público (MP) y la Policía Nacional Civil (PNC), las cuales constataron que continuaba extrayendo oro y plata pese a mantener suspendida su licencia.
 
En total se localizaron al menos 182 sacos de concentrado de mineral de oro y plata, algunos de los cuales fueron extraídos después de que la licencia de la mina fuese suspendida.
 
 
 
Con el allanamiento, el Ministerio Público pretende recabar evidencias del delito de explotación ilegal de recursos naturales, penado con entre dos y cinco años de cárcel.
 
 
En el operativo se encontraron también antigüedades y reliquias aparentemente mayas, cuya autenticidad está siendo verificada por los expertos del Ministerio de Cultura y Deportes.
 
 
El pasado mes de mayo la Corte de Constitucionalidad (CC) otorgó el amparo al recurso de la organización civil Centro de Acción Legal-Ambiental y Social de Guatemala (CALAS) que exigía la paralización de la mina por no contar con la autorización de los vecinos, requerida legalmente.
 
 
La licencia de actividad, otorgada por un plazo de 25 años el pasado 30 de septiembre de 2011, ya había sido suspendida por la Corte Suprema de Justicia (CSJ) el pasado 11 de noviembre de 2015, pero el programa extractivo se mantuvo, según denunciaron a Acan-Efe vecinos y activistas medioambientales de San José del Golfo y San Pedro Ayampuc, donde está ubicada la explotación.
 
Los agricultores de la zona, unos 40.000 que residen en San Pedro Ayampuc y San José del Golfo, aseguran que desde que comenzó a operar la mina en mayo de 2014 los niveles de arsénico en el agua que riega sus cultivos se han multiplicado hasta sobrepasar los límites legales.
 
  
El pasado 9 de mayo cuatro personas fueron detenidas por trasladar desde la mina 19 costales de concentrado de oro y plata.

06 de junio de 2016, 21:06

cerrar