Isla que emergió tras erupción volcánica sigue creciendo

Desde que una erupción volcánica creó una pequeña isla a mil kilómetros de Tokio, ese terreno crece constantemente y hasta el momento casi duplicó su tamaño

El recién formado archipiélago mide ahora 250 metros de ancho y 200 de largo y está situado al sureste de la deshabitada isla volcánica de Nishinoshima, muy alejado de la principal isla de Japón.

El Servicio japonés de Guardacostas sobrevoló el islote y divisó un tercer cráter, del cual continúa emergiendo magma volcánico. Este material se solidificó, endureció la superficie y, al parecer, se hizo permanente.

Su tamaño aumentó en más de 20 metros de altitud la semana pasada después de que el Servicio de Guardacostas observara el pasado 21 de noviembre por primera vez su actividad.

La zona del Anillo de Fuego, donde está ubicado este diminuto archipiélago es propensa a generar este tipo de fenómenos debido a su intensa actividad sísmica. De hecho, la cercana isla de Nishinoshima apareció luego de la erupción volcánica, aunque su extensión es algo más grande ya que tiene 800 metros de diámetro.

 

26 de diciembre de 2013, 10:12

cerrar