Magistrado César Barrientos fallece de un disparo en la cabeza

César Barrientos en el Congreso de la República. El segundo de izquierda a derecha. (Foto: Esteban Biba/Soy502)

César Barrientos en el Congreso de la República. El segundo de izquierda a derecha. (Foto: Esteban Biba/Soy502)

Dos hipótesis se manejan en este momento acerca de la trágica muerte del magistrado vocal II de la Corte Suprema  de Justicia, César Barrientos, de 62 años.  La primera surgió esta mañana, del círculo inmediato del jurista: tanto su familia como sus empleados y colegas magistrados afirmaron que se trataba de un suicidio.

Ahora un informe de la Policía Nacional Civil de Mazatenango asegura que el abogado tiene "dos heridas por proyectil de arma de fuego en la región central del cráneo", lo cual estaría en contradicción con la posibilidad de el magistrado se hubiera quitado la vida y abre la posibilidad de que se trate de un asesinato. El Ministerio Público ya está en el lugar y el Instituto Nacional de Ciencias Forenses, Inacif, tendrán que aclarar cuál es la causa de la muerte.

Informe de la Policía Nacional Civil de Mazatenango. (Correo electrónico enviado por el Departamento de Comunicación Social de la PNC)
Informe de la Policía Nacional Civil de Mazatenango. (Correo electrónico enviado por el Departamento de Comunicación Social de la PNC)

Por el momento no ha habido ninguna captura y el equipo de seguridad del magistrado Barrientos se ha ofrecido a colaborar con la investigación.

La hipótesis inicial, confirmada por tres magistrados de la Corte Suprema de Justicia, es que el magistrado Barrientos salió temprano de la casa que tenía en San Francisco Zapotitlán en su camioneta con su equipo de seguridad.

Ya en ruta le pidió a los guardespaldas que se bajaran del vehículo porque debía hacer una llamada confidencial. Los hombres obedecieron y escucharon el disparo. Se lanzaron entonces para auxiliar al magistrado, pero ya no pudieron hacer nada por él. El magistrado fue trasladado al hospital de Mazatenango aún con vida pero falleció poco después.

Según esta versión, los guardespaldas regresaron y fueron a traer a los dos hijos del magistrado para que los acompañaran al hospital, con el abogado agonizando en el asiento trasero.

El magistrado de la Corte Suprema de Justicia, Gabriel Gómez, quien se trasladó a Mazatenango, informó que por deseo de la familia el abogado Barrientos Pellecer será velado en la funeraria "SanBartolo", que se encuentra frente al Hospital de Mazatenango, y que será inhumado mañana después del medio día en San Francisco Zapotitlán, como lo había instruido ya en su oportunidad el fallecido.

El magistrado Gabriel Gómez de la Corte Suprema de Justicia informó que el magistrado Barrientos Pellecer será velado en esta funeraria, frente al hospital general de Mazatenango y que será inhumado mañana después del medio día en San Francisco Zapotitlán.
El magistrado Gabriel Gómez de la Corte Suprema de Justicia informó que el magistrado Barrientos Pellecer será velado en esta funeraria, frente al hospital general de Mazatenango y que será inhumado mañana después del medio día en San Francisco Zapotitlán.

En cuanto a la hipótesis de que pudiera tratarse de un crimen, el magistrado Gómez prefirió abstenerse de comentar y se limitó a decir que están a la espera de que las autoridades aclaren lo ocurrido y que lamentan el hecho. A las condolencias se unieron otros de sus colegas.  "Esto es terrible, terrible, terrible", dijo al ser entrevistado por la vía telefónica el magistrado Luis Arturo Archila.

Por ahora no ha habido ninguna captura y el equipo de seguridad del magistrado Barrientos se encuentra en el lugar y se ha ofrecido a colaborar en la investigación.

Una carrera notable

César Barrientos era abogado graduado de la Universidad de San Carlos de Guatemala y tenía un doctorado en Derecho Procesal de la Universidad Jaime I de España

Su trayectoria profesional se desarrolló en organismos internacionacionales como el Proyecto de Naciones Unidas para el Desarrollo, la Organización de los Estados Americanos y USaid, entre muchas otras. 

Fue director de la Escuela de Estudios Judiciales de Guatemala, magistrado de la Corte de Apelaciones y litigante ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos

El abogado también redactó la ley de la Carrera Judicial en Guatemala, la ley de Servicio Público de Defensa y las reformas al Código Penal que siguen vigentes. 

Fue presidente de la Cámara Penal de la Corte Suprema hasta finalizar el período de elección el año pasado. 

Víctima de una profunda depresión

El magistrado Barrientos sufría de una profunda depresión desde julio de 2013, cuando su hijo, César Jesús Barrientos, fue capturado acusado de formar parte de una red de trata de personas

Además de ello, el magistrado también resintió enormes presiones en el proceso de elección de las nuevas autoridades de la Corte Suprema de Justicia. 

Información en desarrollo. Ampliaremos.

 

02 de marzo de 2014, 09:03

cerrar