La pequeña jugadora de Golf con grandes sueños

El deporte es para todos. No siempre ganan los que más tienen o los que cuentan con ciertas características. Para ser un campeón deportivo basta con el esfuerzo y el arduo trabajo diario. Ashley Juárez, una niña de 8 años, es el claro ejemplo de la perseverancia y la tenacidad. Hija de una mamá soltera que trabaja limpiando casas en el asentamiento Madre Dormida, zona 7, logró sobresalir en el golf y ya comenzó a cosechar éxitos.

El deporte ha hecho grandes cambios en mis hijos, han mejorado en sus estudios y evita que se fijen en cosas malas. Yo quiero ver a mis hijos en lo más alto.
Nancy Ruano
, madre de Ashley

El último gran logro de la pequeña jugadora fue el tercer lugar de la Gira Infanto Juvenil de Golf del Club Altavista. Ashley, con 55 golpes, compartió el podio junto Elzbieta Aldana, del Guatemala Country Club, que terminó primera con 51 golpes e Isabella Saenz, del Club San Isidro, segunda también con 55 golpes.

Los éxitos actuales de Ashley, y los que vendrán en el futuro, no aparecieron solos. Su talento es cultivado por el programa "First Tee" de la Asociación Nacional de Golf que pertenece a Hoodlinks, (Enlace entre barrios) proyecto que desde el 2012 apoya a niños, niñas y jóvenes en dos zonas de alto riesgo del país para incluirlos en el deporte, ofreciendo entrenamiento deportivo y al mismo tiempo alejarlos de las pandillas para transformar sus vidas.

Otros chicos de Hoodlinks que han destacado junto a Ashley son Jacinto y Nehemías de La Cruz quienes ocuparon los puestos 8 y 9 en la categoría 8-9 años.
Otros chicos de Hoodlinks que han destacado junto a Ashley son Jacinto y Nehemías de La Cruz quienes ocuparon los puestos 8 y 9 en la categoría 8-9 años.

Cada tarde, en el asentamiento Las Dos Torres,  Ashley y su mamá corren por las calles ubicadas debajo del Puente del Incienso para llegar a tiempo a sus entrenamientos. No solo es experta en Golf, también practica gimnasia, disciplina en la que también es una de las más destacadas. “Hago mi máximo esfuerzo, lo más que pueda para que ella tenga las oportunidades que yo no tuve”, dice Nancy Ruano, su mamá mientras observa a su hija en acción.

La pequeña Ashley entrena golf y gimnasia dos veces por semana, con el objetivo de convertirse en una atleta destacada y "Visitar muchos países y ganar muchas competencias, también para ayudar a mi mamá que sola nos ha sacado adelante" afirma la pequeña golfista.

 

02 de octubre de 2015, 07:10

cerrar