Piercings, de la rebeldía al lujo, cada vez son más populares

Según el medio Infobae, cada vez hay más mujeres que usan aretes de lujo de hasta 3,500 dólares en el rostro, como Miley Cyrus y Rihanna.

Los expertos aseguran que las marcas en la piel cuentan historias. Hablan de una forma de presentarse en el mundo. Los piercings son un claro ejemplo de esas marcas que son un símbolo. Y como en la mayoría de cosas, cambian a lo largo del tiempo. Lo que antes era un signo de rebeldía, hoy es un sello glamuroso entre las mujeres del mundo.

Famosos joyerías como Maria Tash, Tiffany y Anatomel, han decidido incorporar en sus colecciones accesorios sofisticados y de diseño. Los precios arrancan a partir de los 100 y pueden alcanzar hasta los 3,500 dólares.

Según los expertos, quienes usan estos aretes manifiestan la necesidad de tener una marca individual y única en su imagen. Según estadísticas de los Estados Unidos, entre el 25 y 35% de los jóvenes entre 13 y 25 años tienen un piercing en el cuerpo.

Como toda intervención en el cuerpo, es necesario tener en cuenta ciertas cuestiones. La médica infectóloga y coordinadora del Departamento de Epidemiología del Stamboulián, Lilian Testón, advierte que el paciente debe realizarse una higiene previa en el área donde se va a colocar el adorno. Los materiales deben estar a la vista y ser esterilizados; además, el aplicador debe usar guantes. "Estar atento en todo lo que se utilice para el procedimiento. Hay que abrir todo delante del paciente y luego descartar lo que se haya utilizado".

El material del piercing debe ser de acero quirúrgico, titanio, cuarzo, teflón, oro blanco o amarillo de 14 kilates. Además tiene que tener superficie lisa y estar pulida. Evitar el níquel ya que produce reacciones alérgicas, que se manifiestan con enrojecimiento de la zona.

Es importante que tomes en cuenta que cada piel y cicatrización es diferente en cada persona y en cada área del cuerpo. También debes de tener los mejores cuidados al momento de tocar o desinfectar el piercing. Debes estar alerta al enrojecimiento de la piel, pus, aumento de temperatura en la zona, mal olor y líquidos.

* Con información de infobae

18 de mayo de 2016, 16:05

cerrar