500 niños de Sololá tendrán acceso a una mejor educación

Los 500 niños que estudian en las escuelas rurales de la aldea Tzununá, Santa Cruz La Laguna, Sololá, tienen razones para sentirse contentos: en pocas semanas, esperan inaugurar un centro educativo que tendrá 11 aulas nuevas. Además, la escuela que ya existía en el lugar, ha sido remozada y acondicionada para beneficio de los estudiantes.
 
La Fundación Castillo Córdova es la entidad que se ha encargado de mejorar las condiciones de los alumnos y su entorno educativo, como parte del programa de desarrollo comunitario integral que la entidad impulsa en Tzununá, el cual contempla la creación de "Escuelas Saludables", para que los niños encuentren un ambiente óptimo para aprender.
 
 
Con la edificación de la nueva escuela y las reparaciones a la que ya existía en la aldea, los niños de Tzununá tendrán un mejor espacio para educarse y convivir. 
 
1.7 millones de quetzales
Es la inversión en la construcción de la nueva escuela en Tzununá
Laura Flores, Arquitecta de la Fundación Castillo Córdova
 
La coordinadora del eje educativo del proyecto Tzununá, Nancy Tunay, señaló que los beneficiados serán 500 estudiantes de preprimaria, primaria y secundaria que esperan con ansias la inauguración de la obra, así como también los docentes. 
 
Además de mejorar la infraestructura educativa, la Fundación Castillo Córdova busca intervenir en el bienestar físico de los niños y su salud. Los estudiantes reciben a diario una refacción escolar que consiste en atoles vitaminados y alimentos preparados por las madres, los cuales son donados por la institución. Los padres de familia de los menores colaboran con la donación de leña utilizada en la cocina. 
 
Los alimentos que reciben los niños incluyen: cereales, fruta, incaparina, sopas de verduras, huevos y varios platillos, desde tamalitos hasta picadillos preparados con Protemás.
 
Los alumnos de la escuela toman a diario atol vitaminado que la Fundación Castillo Córdova dona al centro educativo.
Los alumnos de la escuela toman a diario atol vitaminado que la Fundación Castillo Córdova dona al centro educativo.
 
La coordinadora de nutrición del proyecto, Sylvana Salguero, asegura que el apoyo nutricional ha sido instrumental para reducir la deserción escolar del 11% que se registraba al inicio del proyecto, hace dos años, a tan solo el 1%. Olga González, maestra de segundo primaria de Tzununá, manifestó que ahora los niños no faltan pues reciben alimentos.
 
Gracias a Dios los padres de familia han permitido que sus hijos acudan a la escuela luego que la Fundación Castillo Córdova empezara a donar los alimentos para los niños
Olga González
, maestra de educación primaria
 
La Fundación Castillo Córdova busca que los índices de desnutrición crónica disminuyan y que los menores tengan un mejor desempeño durante su jornada educativa, expresó Tunay. Además, se pretende que los establecimientos educativos sean un espacio para que alumnos y padres de familia desarrollen sus conocimientos y habilidades en el cuidado de la salud personal, familiar y comunitaria. 
 
Por aparte, el ingeniero Ramiro González, colaborador de la Fundación, dio a conocer que la nueva escuela tendrá suficiente espacio para que los niños puedan jugar y ejercitarse de una forma sana y segura. 
 
La aldea Tzununá está a 25 minutos de viaje en lancha desde Panajachel y se ubica a la orilla del lago de Atitlán, calificado por muchos visitantes como el más bello de Guatemala.
 
La Fundación Castillo Córdova inició el "Proyecto Tzununá" en 2013 con la visión de establecer un modelo de desarrollo comunitario integral con pertinencia cultural, dirigido a los pobladores de la aldea. Con el proyecto global han sido beneficiadas más de nueve mil personas, pues se han disminuido los indicadores de pobreza, analfabetismo y desnutrición gracias a programas enfocados en la salud y nutrición, educación, empresarialidad, gestión ambiental e infraestructura.
 
Desde que la comunidad cuenta con nueva infraestructura, apoyada por las autoridades municipales de Santa Cruz La Laguna y la Fundación Castillo Córdova, en la aldea el turismo ha aumentado. 
 

15 de marzo de 2015, 10:03

cerrar